La polaca Iga Swiatek levanta la corona en el US Open

En menos de dos horas trunca el sueño de Ons Jabeur de convertirse en la primera africana en ganar un título de Grand Slam

La campeona del US Open 2022, Iga Swiatek, besa el trofeo.
La campeona del US Open 2022, Iga Swiatek, besa el trofeo.
Foto: Dino García / Impremedia

La tenista polaca Iga Swiatek hizo valer esta noche su condición de número uno en el circuito para llevarse el título de campeona del US Open al derrotar a la tunecina Ons Jabeur en dos sets  6-2, 7-6 (5).

Swiatek, de 21 años, necesitó casi dos horas para truncar el sueño de Jabeur de convertirse en la primera africana en ganar un Grand Slam.

Allí tendida en la cancha central del Arthur Ashe al ganar el punto de campeonato en tiebreak, Swiatek ratificó el gran momento que atraviesa en su carrera. Este es su segundo título grande de esta temporada pues viene de ganar Roland Garros. Puede decir que en este momento domina en la arcilla y en la pista rápida. 

“Estoy orgullosa de haber logrado este título. Este torneo es exigente. Son muchos factores: el público, el ruido, las tentaciones de una ciudad como Nueva York”, dijo con tono de emoción Swiatek durante la ceremonia de premiación.

“Creo que en este momento en que necesitamos unidad como naciones lograr conectar a la gente a través del tenis es importante”, agregó no sin antes reconocer que fue un partido duro.

La joven polaca se lleva un premio de 2.6 millones de dólares.

La final se jugó con un clima soleado y el mercurio marcando los 80 grados Farenheit. Ambas jugadoras fueron recibidas con la energía y ese calor inigualable de los fanáticos neoyorquinos pero quedaba claro que el entusiasmo se volcaba por la de Túnez a la hora de celebrar cada punto que lograba.

Sin embargo, fue Swiatek quien con una estrategia más táctica y cerebral logró ganar las jugadas decisivas y aprovechar las inconsistencias de su oponente.

Desde el comienzo del primer set, que duró sólo media hora, el lenguaje corporal de la polaca denotaba concentración y confianza en sí misma. De hecho se puso adelante 3-0 al romper el saque de Jabeur que no logró encontrar la creatividad de su juego e incurrió en varias dobles faltas (4 a lo largo del encuentro).

Ons Jabeur e Iga Swiatek comparten el podio./Dino García

La tunecina incluso vio esfumarse varios puntos con su clásico juego de volea en la red. Los pases cortos no rindieron fruto esta vez. Tampoco tuvo a su favor el primer servicio. Apenas logró 64% de efectividad frente al 79% de Swiatek.

En el segundo set las cosas se pusieron un poco más parejas, Jabeur entró un poco más decidida a controlar el juego e incluso cuando iba abajo 0-3 sacó fuerzas y se repuso para llevar las cosas a 6-6 y obligar al tiebreak.

Cuando parecía que  se cumplían los deseos de los aficionados por ver un tercer set definitorio prevaleció más la cabeza fría de Swiatek para definir el 7-5.

“Quiero agradecerle al público por apoyarme. De verdad traté pero Iga no me hizo las cosas fáciles y merece haber ganado”, dijo Jabeur de 28 años. “Pero alguna vez ganaré este título. Seguiré trabajando duro para eso”, agregó.

“Espero inspirar a las nuevas generaciones, como Martina Navratilova o Arantxa Sánchez me han motivado a mí”, agregó a ser consultada por lo que implica para ella haber logrado avanzar tan lejos en el circuito.

La próxima semana Jabeur será número 2 en la clasificación. En este torneo se lleva $1.3 millones.

“Este sólo es el comienzo de muchas cosas grandes por venir”, dijo la tunecina que pese a perder sabe que tiene la calidad de juego para estar por un buen tiempo entre las 10 mejores del circuito.

La jornada de este sábado en el Abierto de Flushing contó con 27,988 espectadores.