Abuso infantil: El abuso físico

Según estadísticas del Sistema Nacional de Datos sobre al Abuso Infantil, el 7.8% de los menores latinos ha sido objeto de abuso

El abuso infantil es, según expertos, una situación en la que un niño o niña es abusado, ya sea física, emocional o psicológicamente, por cualquier persona que lo cuide.
El abuso infantil es, según expertos, una situación en la que un niño o niña es abusado, ya sea física, emocional o psicológicamente, por cualquier persona que lo cuide.
Foto: Shutterstock

“La mayoría de los latinos y latinas conocemos qué es la Chancla, incluso quienes han tenido la suerte de no haber sufrido la experiencia en carne propia”, escribió recientemente la periodista mexicana Ces Heredia en un artículo sobre Halftime, un documental sobre Jennifer López. “Es una referencia cultural tan importante en la comunidad latina que hasta hacemos chistes sobre ella. Pero quienes ahora hacemos chistes sobre La Chancla hemos experimentado el miedo paralizante que invade a alguien cuya madre se saca el calzado”.

 Menciono a la chancla porque fue mencionada en una charla sobre abuso infantil con Haydée Zambrana, Directora Ejecutiva de Mujeres Latinas en Acción, una organización comunitaria que forma parte de nuestra Hispanic Federation.

 “El abuso infantil”, definió Zambrana, “es una situación en la que un niño o niña es abusado, ya sea física, emocional o psicológicamente, por cualquier persona que lo cuide, ya sean sus los padres, un familiar o un guardián”.

 Según estadísticas del Sistema Nacional de Datos sobre al Abuso Infantil, el 7.8% de los menores latinos ha sido objeto de abuso. En la comunidad blanca no latina, esa tasa es del 7.4%, y entre los asiáticos americanos del 1.6%. Los datos corresponden sólo a los casos que fueron denunciados y comprenden no sólo los abusos físicos, emocionales o psicológicos sino también los casos de negligencia.

 Hablando sobre el abuso físico, Zambrana dijo que además de las formas más obvias, como cuando un padre o una madre le da una cachetada a un hijo, las leyes norteamericanas también consideran abuso infantil otros casos en que los menores sufren perjuicios. Algunos tocan de cerca a ciertas familias latinas en las que todos los adultos tienen que trabajar.

 “Por ejemplo”, comentó Zambrana, “si el niño o niña se queda solo con un hermano mayor y le sucede algo malo, eso también se considera abuso infantil, porque el niño no quedó al cuidado de una persona mayor de edad”.

 La conversación con Haydée Zambrana sobre el abuso infantil abarcó muchos otros aspectos, desde la humillación de los menores por parte de sus mayores hasta la necesidad de que los inmigrantes, y especialmente los inmigrantes recientes, aprendan lo antes posibles las diferencias entre sus culturas de origen y las leyes de su nuevo país. Todos esos temas los iré tratando en columnas futuras. Pero entretanto, las y los interesados pueden pedir ayuda a Mujeres Latinas en Acción llamando al (718) 478-2972. También se puede pedir información o denunciar casos de abuso infantil en la línea gratuita y multilingüe de la ACF (Administración para Familias y Niños), llamando al 1-800-422-4453

 Finalmente, les recuerdo que Puerto Rico necesita nuestra ayuda y que pueden colaborar con nuestros esfuerzos en la isla visitando nuestro sitio en la Web, hispanicfederation.org.

 Además, siempre pueden llamar a nuestra línea bilingüe, al 1-866-HF-AYUDA, o 1-866-432-9832 o buscarnos en Facebook, Instagram y Twitter.

¡Celebremos juntos el 32er aniversario de la Hispanic Federation, y hasta la columna próxima!

Frankie Miranda es el presidente de la Hispanic Federation