Pon a tu adolescente al volante

Brindarle a tu adolescente esa nueva libertad y la oportunidad de comportarse con sensatez puede ser beneficioso para toda la familia
Pon a tu adolescente al volante
Foto: © Maridav - Fotolia.com

La compra de un auto es siempre muy difícil y cuando se trata del primer auto para tu hijo, las cosas pueden complicarse. Por ello es importante estar bien preparado, saber qué preguntas hacer y qué cualidades buscar para lograr una buena elección. Aquí tienes varios consejos para ayudar a asegurarte de llegar a casa con un auto seguro y una familia feliz.

1. El primer paso es definir qué tipo de auto comprarán, ya sea nuevo o de uso, dicen los expertos de AAA.

2. Las características de seguridad que vale la pena buscar incluyen los frenos antibloqueo y las bolsas de aire dobles. Escoge un modelo de buen rendimiento, pero no de alto rendimiento. Se necesita algo de potencia para hacer maniobras e incorporarse al tráfico de una manera segura. Por otro lado, no debe tener tanta potencia como para alentar a conducir de una manera demasiado enérgica, o hasta imprudente.

3. Los conductores nuevos y sin experiencia deben tener un vehículo de tamaño moderado con características de maniobrabilidad estables y predecibles, según recomienda la columnista Lauren Fix, conocida como The Car Coach®, o Asesora de Autos. Evita los autos deportivos y aquellos modelos con una imagen de rendimiento fuerte. Según el Instituto de Aseguradoras para la Seguridad en las Carreteras, las estadísticas indican que las personas más jóvenes tienen más probabilidades de tener un accidente relacionado con la alta velocidad en dichos vehículos.

4. Recopila información sobre los modelos para acercarte a lo que mejor satisfaga tus necesidades y estilo de vida.

5. Acude a la Administración Nacional de Seguridad del Tráfico en las Carreteras y también al Instituto de Aseguradoras para la Seguridad en las Carreteras para conocer los resultados de pruebas de choque simulado y busca en Edmunds.com consejos de fiabilidad y otros asuntos de seguridad, dice Fix.

6. Por lo general, los vehículos más nuevos son mejores, dice Fix. Los modelos más nuevos ofrecen más características de seguridad, además de tener mejor protección estructural de choque. También tienen menos probabilidades de sufrir

fallos mecánicos u otros fallos de piezas que pueden causar falta de control, especialmente para los conductores sin experiencia.

7. Si escoges un auto de uso, dirígete a Internet para hacer tus investigaciones. Los dueños hablan de los problemas que han tenido con el vehículo y revelan información de la que los vendedores de autos nunca hablarían. Si has escogido el auto de los sueños de tu adolescente, haz una lista de todos los problemas relacionados con el vehículo para hablar de ellos con el vendedor, dice Richard Damrel, autor de Vehicles with Soul: Buying a Used Car, que se publicará próximamente.

8. Las transmisiones automáticas son la mejor opción para nuevos conductores. Mientras que muchas escuelas de conducir recomiendan enseñarles a los adolescentes simultáneamente a conducir con ambas transmisiones, la manual y la automática, es buena idea poner a tu nuevo conductor dentro de un auto que haga sus propios cambios, aconseja Fix.

9. En la agencia de autos, siéntate en el asiento del chofer y haz lo que hace un adolescente: échale un vistazo al radio, reproductor de CD y otros aparatos. Si el auto tiene una opción de CD, debe haber un cambiador automático para

no tener que cambiar el CD manualmente mientras se conduce.

10. Investiga las opciones de financiamiento de los bancos y compara las tasas de préstamos con las que te ofrezca la agencia de autos, sugiere la agencia AAA.