Director del Servicio Secreto se disculpa por escándalo

Testifica en una audiencia en el Senado sobre el controvertido tema de las prostitutas en Cartagena

El director del Servicio Secreto, Mark Sullivan, realizó su primer testimonio en el Senado, luego del escándalo en que se vieron envueltos 12 agentes en Cartagena.
El director del Servicio Secreto, Mark Sullivan, realizó su primer testimonio en el Senado, luego del escándalo en que se vieron envueltos 12 agentes en Cartagena.
Foto: AP

Washington, D.C. – Hoy, el director del Servicio Secreto, Mark Sullivan, realizó su primer testimonio público, luego del escándalo en que se vieron envueltos 12 agentes en Cartagena, Colombia. Sullivan reconoció los efectos para la credibilidad de la agencia y ofreció una disculpa pública.

“Estoy muy decepcionado y me disculpo por la conducta de estos empleados y la desconfianza que ha generado”, dijo al iniciar su testimonio en una audiencia del Comité de Seguridad Nacional del Senado.

Sullivan explicó que luego de ser informado, se removió a los agentes involucrados, lo que permitió reemplazarlos rápidamente antes de la llegada del Presidente. Al día siguiente la oficina de responsabilidad profesional los entrevistó y se les puso bajo un permiso temporal, sin goce de sueldo.

“Desde el comienzo de esta investigación, hemos sido transparentes. Hemos cooperado con la oficina del inspector general de DHS y su investigación. Quiero asegurarme que este tipo de conducta no se repetirá”, aseguró Sullivan.

“Ver el cuestionamiento de la integridad de la agencia, no ha sido fácil”, agregó.

Senadores como el presidente del Comité de Seguridad del Senado, Joe Lieberman (I-CT), insistieron en la necesidad de asegurar que el tipo de comportamiento visto en Colombia, no vuelva a ocurrir.

“Quiero saber qué está haciendo el Servicio Secreto para prevenir esta conducta”, enfatizó.

“El comportamiento visto en Cartagena es repugnante. Pero mi preocupación va más allá de la moralidad de la agencia. Esto podría haber comprometido la seguridad del Presidente de Estados Unidos. Este no fue un incidente aislado”, comentó la republicana de más alto rango del comité, Susan Collins (R-ME).

“Los agentes deben evadir cualquier situación que los involucre en coerción y chantaje. Pero la investigación ha demostrado, que estos hombres tenían material clasificado en su habitación de hotel. Ellos se hicieron potenciales objetivos de grupos del crimen organizado”, insistió.

Hasta el momento, nueve agentes han sido despedidos y tres recibieron acciones disciplinarias. En el año 2012, el Servicio Secreto ha realizado cerca de 200 viajes al extranjero.

antonieta.cadiz@laopinion.com