Gobernador lamenta detención de padres guardería ABC

Los integrantes del Movimiento Ciudadano por la Justicia 5 de Junio, fueron detenidos porque presuntamente realizaron unas pintas
Gobernador lamenta detención de padres guardería ABC
El gobernador de Sonora, Guillermo Padrés Elías.
Foto: Archivo

Hermosillo.- El gobernador de Sonora, Guillermo Padrés Elías, consideró como un error muy grave la detención de una pareja de padres de la guardería ABC, que perdió a su hija en el incendio de la estancia infantil.

En entrevista con los medios de comunicación, el mandatario estatal indicó que es “un error muy grave de los policías municipales, creo que por falta de información, creo por falta de tacto”.

Consideró que los deudos de la tragedia de la guardería ABC, ocurrida hace casi tres años y que dejó 49 menores muertos y alrededor de 100 con lesiones de diversos tipos, están en su derecho de manifestarse.

“Nosotros estamos a favor de que se manifiesten; nosotros tenemos que abrir esa política, esa posibilidad de recibir cualquier crítica, pues tenemos que tener los pies en la tierra y tener la humildad de entender”, dijo.

Los integrantes del Movimiento Ciudadano por la Justicia 5 de Junio, Moisés Madrid y Nohemí Pacheco, fueron detenidos la tarde del viernes pasado en las inmediaciones de la Plaza Zaragoza, porque presuntamente realizaron unas pintas en el piso del lugar.

Los padres de la pequeña Ruth Nahomi, quien falleció en el incendio de la guardería ABC ocurrido el 5 de junio de 2009 en esta capital, permanecieron detenidos unas tres horas y fueron liberados sin cargos.

Un grupo de padres integrantes de la mencionada organización se inconformaron porque autoridades de Parques y Jardines retiraron de la Plaza Zaragoza una manta en la que invitaban a acompañarlos en la marcha del 5 de junio próximo, para conmemorar los hechos.

Luego de que no se atendió su petición de colocar de nuevo la manta, tras algunas remodelaciones que se realizaron en el lugar, determinaron pintar el mensaje en el piso de la plaza.

Padrés Elías estableció que el alcalde, Javier Gándara Magaña, se movilizó en forma inmediata y exoneró de los cargos a los padres y ordenó su liberación.