Rivales de Peña Nieto en México se unen

Izquierdistas y derechistas lo demandan por el presunto delito de lavado de dinero.

Rivales de Peña Nieto en México se unen
El presidente del Partido Acción Nacional, Gustavo Madero (i), y Jesús Zambrano (d), del Partido de la Revolución Democrática (PRD), en una rueda de prensa.
Foto: Mario Guzmán / EFE

MÉXICO, D.F. – “Tenemos una transición democrática imperfecta”, atajó Gustavo Madero, presidente nacional del Partido Acción Nacional (PAN), para explicar la maniobra jurídica y política que unió a izquierdistas y derechistas en una demanda ante la Procuraduría General de la República (PGR) en contra de Enrique Peña Nieto por presunto lavado de dinero.

“Tenemos que evitar que estas conductas se repitan en un futuro y se sancionen ahora”, subrayó en conferencia de prensa, donde se sentó en una mesita a lado de su par del Partido de la Revolución Democrática (PRD), Jesús Zambrano.

Pegados codo con codo, los rivales políticos de la contienda que dejó a sus respectivos candidatos en segundo y tercer lugar parecían físicamente lo que moralmente pretendían mostrar: un bloque sólido contra el candidato del Partido Revolucionario Institucional (PRI) porque a su juicio obtuvo la victoria presidencial al margen de la ley, con dinero escondido.

“Cualquier dinero de procedencia ilícita o sin comprobar es lavado de dinero”, dijo Madero: “sea del crimen organizado, robado, por evasión de impuestos, desvío de recursos de los gobiernos de los estados o de las empresas”.

Los dirigentes de los partidos derrotados en las urnas enfocarán su denuncia ante la PGR específicamente por el caso de banco Monex sobre el cual aseguran tener “indicios reales” como testimonios, documentos, tarjetas de prepago y cuentas bancarias de que se usaron con recursos mal habidos.

Los pruebas aparentemente confirman la compra de 100 mil monederos electrónicos, con valor aproximado a los $12 millones que, de acuerdo con el equipo del candidato izquierdista, Andrés Manuel López Obrador, fueron utilizados para comparar votos a favor del priista que fue en alianza con el Partido Verde el pasado 1 de julio.

En el año 2000, los panistas habían hecho una denuncia similar.

“El PAN tenía razón al pedir que se congelen esas cuentas desde antes de las últimas elecciones y no lo hicieron”, destacó el perredista Zambrano como preámbulo del resumen que sobre la calidad de las elecciones hizo el panista Madero.”Esta contienda nos va a poner a prueba a todos los actores políticos: partidos, autoridades y tribunales electorales y a los responsables de impartir la justicia en este país”.