Congresista Rivera niega vínculos con campaña de excandidato

David Rivera asegura que los alegatos son parte de una estrategia de desprestigio político por parte de su adversario Joe García.

Congresista Rivera niega vínculos con campaña de excandidato
No es la primera vez que el republicano Rivera es involucrado en temas de fiscalización de campañas políticas.
Foto: AP

Miami, 24 de Agosto.- El representante republicano de Florida, David Rivera, negó hoy tener vínculos con un candidato demócrata al Congreso cuya campaña política presuntamente es investigada por la Oficina Federal de Investigacione (FBI) y la policía de Miami-Dade.

“El congresista Rivera nunca ha conocido al señor (Justin Lamar) Sternad, nunca ha hablado con el señor Sternad, nunca ha tenido ningún contacto con el señor Sternad y no tiene ningún tipo de relación o conexión con el señor Sternad o con su campaña política”, dijo a Efe la oficina del legislador en Miami en un mensaje por correo electrónico.

Afirmó que se trata de “otro desesperado intento de Joe García para distraer la atención de su historial de corrupción que incluye su participación en la colocación de un candidato fraudulento del Tea Party durante la campaña del 2010 que García posteriormente perdió”.

Sternad se enfrentó a García en las primarias del pasado 14 de agosto por la candidatura demócrata al Congreso federal por el distrito 25 de Florida, que incluye áreas desde Miami hasta Cayo Hueso (extremo sur de la península floridana) y perdió la contienda.

García ahora será el contrincante de Rivera, ambos de origen cubano, en las elecciones generales de noviembre próximo.

“El Congresista Rivera se va a mantener enfocado en los temas críticos y trascendentales para nuestro país como son la economía, la necesidad urgente de crear empleos y la reforma migratoria permanente”, aseguró la oficina del republicano.

Agentes federales supuestamente reunieron archivos de campaña, facturas y comenzaron a entrevistar a los empleados de dos compañías de propaganda postal e información usadas por la campaña de Sternad para las primarias, informó el diario The Miami Herald en su edición digital.

“Sternad gastó alrededor de 43.000 en efectivo y cheques no reportados a servicios de propaganda postal, declaró un testigo a The Herald y a las autoridades”, indicó el periódico.

De acuerdo con las leyes federales, Sternad debió haber reportado de inmediato la contribución, incluyendo préstamos, antes de que se efectuarán los comicios, agregó.

“Rivera, según sospechan los investigadores, estuvo detrás de la sofisticada campaña de propaganda postal llevada a cabo por Sternad, quien era un desconocido novato político y trabajaba el turno de noche en un hotel”, señaló el diario.

La campaña presuntamente consistió en envíos de volantes a electores a favor del excandidato Sternad.