Último minuto: NFL alcanza acuerdo con árbitros

El comisionado de la NFL, Roger Goodell, anunció que los árbitros ya estarán disponibles para el duelo de esta noche entre Baltimore y Cleveland.
Último minuto: NFL alcanza acuerdo con árbitros
La NFL y el sindicato de árbitros finalmente llegaron a un acuerdo sobre salarios, pensiones y asuntos logísticos.
Foto: AP

NUEVA YORK.- La NFL y el sindicato de árbitros llegaron en los primeros minutos del jueves a un acuerdo tentativo que rompería el estancamiento en que ambas partes cayeron desde junio, cuando la liga declaró el cierre patronal y decidió recurrir a sustitutos, una medida que ha derivado en una controversia creciente por las malas decisiones en los partidos.

“Nuestros árbitros estarán de regreso en el terreno a partir de mañana por la noche”, para el partido entre Cleveland y Baltimore, dijo el comisionado de la NFL, Roger Goodell. “Agradecemos el compromiso de la Asociación de Árbitros de la NFL para resolver los asuntos pendientes y llegar a este acuerdo importante”.

Goodell estaba en la mesa de negociaciones cuando ambas partes concluyeron dos días de conversaciones y anunciaron el acuerdo tentativo por ocho años, que debe ser ratificado por los 121 miembros del sindicato. Los agremiados votarían el viernes.

“Nuestra junta directiva ha aprobado por unanimidad esta propuesta de contrato colectivo y la presentará a los miembros para un voto de ratificación”, dijo Scott Green, presidente del sindicato. “Estamos satisfechos por volver al terreno para los partidos de esta semana”.

Los árbitros sustitutos trabajaron durante las primeras tres semanas de partidos, y desencadenaron una creciente ola de frustración que amenazó con alterar el resto de la campaña. Luego que una decisión errónea costó a Green Bay el triunfo en una caótica jugada final frente a Seattle en el partido del lunes por la noche, ambas partes parecieron abordar con mayor seriedad las negociaciones.

El sindicato exigía mejores salarios, prestaciones por jubilación y algunos asuntos logísticos para los árbitros que laboran a medio tiempo. La NFL había propuesto congelar las pensiones y un plan de ahorro para el retiro conocido como 401(k).

Además, la liga quería contratar 21 árbitros más para mejorar la calidad de su desempeño. El sindicato había rechazado esa propuesta, ente el temor de que derivaría en la pérdida de empleos para algunos de los árbitros actuales, así como en una reducción de las compensaciones generales.

La NFL afirmó que sus ofertas habían incluido alzas en el salario, que habrían dado a un árbitro experimentado más de 200.000 dólares al año para 2018. La Asociación había desmentido el valor de la propuesta, e insistía en que ésta representaba en realidad una reducción general en las compensaciones.

Los árbitros sustitutos no representaban una medida nueva en la NFL. Trabajaron en la primera semana de la campaña de 2001, antes de que se llegara a un convenio. Pero aquellos árbitros provenían del nivel superior del fútbol americano colegial.

En cambio, los suplentes actuales fueron sacados de ligas de las divisiones inferiores del fútbol americano universitario, o de otras variantes de este deporte, como el Arena Football.

Su incapacidad para dirigir en los veloces partidos de la NFL derivó en críticas crecientes, las cuales alcanzaron proporciones de escándalo en la tercera semana. El analista de ESPN, Jon Gruden, consideró que el trabajo de los reemplazantes era “tragicómico”.

Esos comentarios surgieron durante el partido del lunes por la noche.

En la última jugada, Russell Wilson lanzó un pase de 24 yardas a la zona de anotación, cuando Seattle perdía 12-7 ante los Packers. El receptor Golden Tate empujó a un defensor con ambas manos, y la NFL reconoció el martes que debió haber sido castigado, lo que hubiese bajado el telón al encuentro con un triunfo para Green Bay.

Sin embargo, esa jugada no puede ser revisada en la repetición instantánea.

Tate y el safety de Green Bay, M.D. Jennings, forcejearon después por el balón, aunque los Packers insisten que Jennings tenía posesión y que el pase fue interceptado.

En cambio, los árbitros decidieron que ambos tenían posesión simultánea, lo que se decreta como un pase completo. Una vez que se tomó esa decisión, dijo la NFL, el árbitro acertó al decidir que no había evidencia visual indiscutible para revocarla.

Incluso algunos entrenadores, entre ellos Joe Philbin de Miami y Marvin Lewis de Miami, ordenaron a sus jugadores a que no se pronunciaran sobre el conflicto, especialmente tras el aluvión de críticas por el desenlace del partido Green Bay-Seattle.

Dos entrenadores fueron sancionados el miércoles por incidentes relacionados con los árbitros sustitutos.

Bill Belichick, el entrenador de Nueva Inglaterra, recibió una multa de 50.000 dólares por haber tratado de sujetar del brazo a un árbitro el domingo cuando quiso pedirle una explicación por un fallo tras la derrota de sus Patriots en Baltimore. Kyle Shanahan, auxiliar técnico de Washington, recibió una multa de 25.000 dólares por insultar a los árbitros en la derrota de los Redskins ante Cincinnati, también el domingo.

“Acepto la sanción y pido disculpas por el incidente”, dijo Belichick.