Obama confía en una reforma migratoria antes del verano

El presidente dice que no hay razones para que el Congreso demore la aprobación del proyecto de ley de inmigración
Obama confía en una reforma migratoria antes del verano
Para el evento en la Casa Blanca con Obama estaban presentes más de 150 personas, representantes de varios sectores de la vida nacional.
Foto: AP

Washington, D.C.- El presidente Barack Obama pidió este martes a los legisladores que respalden el proyecto de ley sobre reforma migratoria. A las 2:15 p.m. hora del Este, el Senado votará para abrir el debate sobre la propuesta. Se necesitarán 60 votos.

Desde el Salón Este de la Casa Blanca y rodeado de su gabinete, activistas, alcaldes, líderes religiosos, sindicatos, representantes de la Cámara de Comercio, Dreamers y grupos pro inmigrantes, el mandatario aseguró que el país necesita una reforma migratoria. “Este no es un debate abstracto. Se trata de personas que han hecho todo bien y quieren ser americanos. Somos una nación de inmigrantes. Esa ha sido siempre una de nuestras mayores fortalezas”, dijo el Presidente.

“Estamos recibiendo nuevos talentos siempre. Uno en cuatro pequeños negocios fue fundado por inmigrantes. Lo mismo ocurre con compañías de alta tecnología. La inmigración es una fuerza conducente en nuestra economía”.

“Durante los últimos 20 años nuestro sistema de inmigración no se ha modernizado. Ahora nuestro sistema separa a familias por años. Incluso para aquellos que debieran calificar para convertirse en ciudadanos”, agregó.

Obama explicó que los 11 millones de indocumentados están buscando contribuir a nuestra comunidad. “Muchas veces son forzados a trabajar y les pagan sueldos más bajos. Eso es malo para todos. Ese es el sistema roto de inmigración que tenemos hoy”.

“Hemos enfocado nuestros esfuerzos en la deportación de criminales. Hemos hecho lo que hemos podido por nuestra cuenta para tapar los hoyos que existen en el sistema. Pero para solucionar el problema el Congreso necesita actuar”, comentó Obama.

El Presidente insistió en que el proyecto de ley que se debatirá en el Senado es la mejor oportunidad en años para reparar el sistema migratorio. “Es lo correcto. Esta ley es un compromiso. Nadie tendrá todo lo que quiere, pero es una propuesta que es consistente con los principios que yo y la gente en este escenario apoyamos”.

Además aseguró que su Administración ha reforzado la seguridad fronteriza y que los cruces ilegales están en sus niveles más bajos en décadas.

“Esta propuesta dará un camino para que la gente se gane la ciudadanía. Es un camino arduo. No será un proceso rápido. Tomará 13 años hasta que la mayoría de estos individuos pueda aplicar a la ciudadanía”, aseguró. “No existe ninguna razón para que el Congreso no pueda terminar esto antes que termine el verano”.

“No existe ninguna razón para bloquear y usar tácticas parlamentarias para arruinar la mejor oportunidad que tenemos para arreglar nuestro sistema migratorio. No es quienes somos. Le debemos a los estadounidenses y a los Dreamers hacer algo mejor”.

Obama enfatizó además la gran coalición que apoya el proyecto de ley ahora. En el evento estaban presentes más de 150 personas. Entre las personas que acompañaron al Presidente en el escenario estaban William Bratton, exjefe de LAPD y NYPD; Tom Donohue, presidente de la Cámara de Comercio; Julian Castro, alcalde San Antonio, Texas; Luis Cortés, presidente de Esperanza USA; Barrett Duke, director del Instituto de Investigación de Southern Baptist Convention; Carlos Gutierrez, exsecretario de comercio; Mary Kay Henry, presidente, SEIU; Gabriela Pacheco, directora de The Bridge Project; Richard Trumka, presidente, AFL-CIO; y la activista Dolores Huerta entre otros.

antonieta.cadiz@laopinion.com