Reclama sus millones ganador de Powerball en Minnesota

Contrario a Paul White, los otros dos millonarios en Brunswick, Nueva Jersey, no han reclamado su premio
Reclama sus millones ganador de Powerball en Minnesota
Paul White durante la conferencia de prensa tras reclamar los $149.4 millones que ganó en el Powerball.
Foto: AP / Jim Mone

Washington – Paul White, un ingeniero eléctrico de la localidad de Ham Lake, en Minnesota (EE.UU.), fue identificado como el ganador de casi $150 millones en ese estado, parte de la popular lotería multiestatal “Powerball que superó los $448 millones del pote y que ganaron otras dos personas en Nueva Jersey.

Posando ante las cámaras con un enorme cheque de cartón, en simulacro del que recibió por $149.4 millones, White, de 45 años, afirmó que todavía le parecía “una locura”, algo “irreal”, aunque siempre pensó en este momento de fortuna “toda su vida”.

“He estado esperando este día toda mi vida… (pero) quiero ser noticia de ayer lo más pronto posible para poder regresar a mi vida tranquila”, lejos de la atención mediática, aseguró el jugador durante una rueda de prensa, puntualizando cada respuesta con una sonrisa.

“Simplemente es una locura… mis hijos en realidad todavía no lo creen”, dijo el hombre, padre de dos adolescentes.

Acompañado de su novia y varios familiares, el ganador enumeró una larga lista de deseos y planes para gastar ese dinero y, siempre sonriente, aseguró que el premio le quita “un gran peso de los hombros” porque le permitirá ayudar a su familia.

Aunque no sabe a ciencia cierta lo que hará, White dijo que entre sus planes figura ayudar a sus padres, ahorrar para la educación universitaria de sus hijos, tomar vacaciones y “dejar de trabajar para otros”.

“Creo que muchas cosas buenas saldrán de esto”, afirmó el ingeniero, quien también sopesa dar dinero a una obra de caridad.

El jugador dijo que compró un total de diez billetes de lotería la noche del miércoles en una tienda y se enteró de que ganó por una llamada de su pareja.

Tras el pago de impuestos, el afortunado se quedará con unos $58.3 millones, según las autoridades de la lotería estatal.

Los otros dos boletos premiados fueron vendidos en South Brunswick, NJ, pero sus ganadores no han sido identificados.