Les preocupa posible amaño

Sigue a El Diario NY en Facebook

PANAMÁ (NTX).— La selección de Panamá inició prácticas ayer en medio de los temores de Dely Valdés y de la Federación Panameña de Futbol (Fepafut) de que haya pago de supuestos sobornos a sus jugadores con el fin de favorecer a México.

“Hemos tenido que hablar antes de empezar los entrenamientos, hemos estado reunidos con la mayoría de los jugadores, hemos hablado de diferentes temas”, comentó Dely Valdés al respecto.

“En este tipo de partidos se manejan situaciones [irregulares], he sido futbolista profesional y sé que se manejan situaciones, cosas que pueden influir en un resultado. En este caso debe haber una preocupación por parte mía”, estableció el timonel panameño.

Además del tema de los sobornos, al tecnico Dely Valdés también le preocupa el arbitraje y el temor de consumir carne contaminada con clembuterol (sustancia que revela dopaje).

Sobre el arbitraje, indicó que el trabajo de quien sea designado para esa labor será observado con lupa por los panameños.

En cuanto a su rival, México, el entrenador canalero advirtió que será peligroso en el Estadio Azteca.

El Tricolor “va a ser mucho más peligroso, mucho más complicado. A México cada vez se le acorta el tiempo, es la última oportunidad que tiene [de aspirar a clasificar al Mundial]. Esto lo hace mucho más peligroso”, planteó Dely Valdés en rueda de prensa.

El torneo ya clasificó a Estados Unidos (16 puntos) y Costa Rica (15), mientras que Honduras (11) está cerca de conseguir la tercera plaza.

En tanto, México y Panamá, con 8 unidades cada uno, aspiran al partido de repechaje contra Nueva Zelanda.

Para Dely Valdés, el cotejo contra México es el más importante en la historia de eliminatorias de Panamá porque es lo más cerca que el once canalero ha estado de aspirar a clasificar por primera vez a un Mundial.

“Sí, es el partido más importante porque ganando da con seguridad la cuarta plaza [para ir al repechaje] y la posibilidad de pelear por la tercera”, planteó Dely Valdés.

Con eso en mente, jugadores locales iniciaron ayer entrenamientos para los partidos del 11 y del 15 de octubre, los dos últimos del Hexagonal de Concacaf.