Acuerdo fracasa en el Senado

Líderes de la Cámara Alta discuten salida al tope de deuda
Acuerdo fracasa en el Senado
El presidente Barack Obama reunido con los líderes demócratas del Senado (de izq. a der.) Dick Durbin, Chuck Shumer, Harry Reid y Patty Murray en la oficina oval.
Foto: AP

WASHINGTON (AP). — El enfoque de las gestiones para poner fin al cierre del gobierno e impedir una mora de pagos de la deuda federal de Estados Unidos pasó ayer al Senado, donde los líderes de ambos partidos conversaban para resolver los dos estancamientos.

La noticia de que el líder de la mayoría demócrata Harry Reid y el de la minoría republicana, Mitch McConnell, estaban negociando surgió luego que el Senado, como se esperaba, rechazase un esfuerzo de los demócratas para extender hasta el año próximo la capacidad del gobierno de pedir dinero prestado.

“Esa propuesta habría eliminado la amenaza de una mora de pagos y habría dado a las empresas y la economía del país la certidumbre que necesitamos”, afirmó la Casa Blanca en una declaración.

Los republicanos objetaron porque quieren que la extensión esté acompañada por recortes presupuestarios.

La atención pasó al Senado al entrar el cierre parcial del gobierno en su 12do día. Llega además en momentos en que se acerca el 17 de octubre, la fecha en que el Departamento del Tesoro dijo que el gobierno habrá agotado completamente su capacidad de tomar prestado, lo que pone al país en riesgo de entrar en una mora de pagos por primera vez en su historia, lo cual sacudiría la economía mundial.

El presidente de la Cámara de Representantes, el republicano John Boehner, les dijo a sus correligionarios que sus conversaciones con el presidente se habían estancado.

“El Senado tiene que mantenerse firme”, afirmó Boehner, de acuerdo con el representante republicano Greg Walden. “El presidente no está negociando con nosotros.”

Los senadores republicanos dijeron que las conversaciones entre Reid y McConnell habían comenzado el viernes, algo que fue confirmado por asistentes de senadores demócratas.

“Lo único que está sucediendo en estos momentos es que los senadores Reid y McConnell están conversando. Y yo veo eso como un progreso”, dijo el segundo republicano con mayor rango en el Senado, John Cornyn.

La votación del ayer que descarriló la propuesta demócrata se llevó a cabo casi completamente dentro de las líneas partidistas, 53 votos contra 45. A los 53 sufragios les faltaron siete para superar las objeciones republicanas.

La Casa Blanca dijo que es desafortunado que el incremento para elevar el límite de la deuda haya sido rechazado en una votación.