NYC intensifica búsqueda del menor Avonte Oquendo

Familia del adolescente suplicó a la comunidad hispana de Nueva York unirse a la búsqueda
NYC intensifica búsqueda del menor Avonte Oquendo
La familia de Avonte Oquendo hizo un llamado desde la sede de la Organización National Action Network de Al Sharpton (c) para solicitar ayuda de los neoyorquinos.
Foto: Humberto Arellano / EDLP

Nueva York – El padre de Avonte Oquendo, desaparecido desde el 4 de octubre, suplicó a la comunidad latina unirse a la búsqueda del adolescente. La familia expresó su dolor desde el pódium de la Organización National Action Network, en Harlem.

“Por favor, manténganse alerta al salir del trabajo o abordar un tren. Mi hijo podría estar en cualquier lugar”, apuntó Daniel Oquendo, padre del chico de 14 años. “Tome unos minutos para ver a su alrededor y ayúdenos que Avonte regresa sano a nuestra familia”.

Oquendo, de ascendencia puertorriqueña y residente de Florida, indicó que cientos de voluntarios están sumándose a la campaña de búsqueda, pero se intenta redoblar el esfuerzo comunitario con recorridos más amplios y minuciosos por los vecindarios del área y fuera de la ciudad.

La Escuela Riverview, en las inmediaciones de la calle 51, en Long Island City, es uno de los puntos de reunión de los voluntarios que intentan dar con el paradero del adolescente autista. Según un video de seguridad, Avonte, residente de Rego Park, salió corriendo del lugar el 4 de octubre a las 12:38 p.m. Fue la última vez que se le vio.

“Planeamos una búsqueda más enfocada sección por sección, por eso necesitamos toda la ayuda posible”, apuntó. “Los volantes con la foto de mi hijo han sido traducidos a diferentes idiomas. Estamos agotando todos los recursos”.

Oquendo, de 44 años, indicó que las jornadas de búsquedas en estaciones de tren y calles de Queens se han extendido hasta la madrugada.

Vanessa Fontaine, madre, expresó con lágrimas en los ojos el amor por su hijo y enfatizó a la prensa su esfuerzo por encontrarlo.

“Nunca me voy a rendir, nunca voy a renunciar a que mi hijo regresa a casa, nunca”, dijo con voz quebrada. “Si alguien lo tiene, por favor sea amable y déjelo ir. Si alguien lo ha visto, le suplico que llame a la Policía“.

El reverendo Al Sharpton, de la Organización National Action Network, hizo un llamamiento público a la comunidad para unirse a la búsqueda y mantener la alerta hasta la ubicación de Avonte.

David Perecman, abogado de la familia, calificó de heroico el esfuerzo agresivo de la Uniformada, al ampliar la búsqueda en Long Island y Nueva Jersey; sin embargo, cuestionó la débil seguridad la Escuela Riverview. La familia Oquendo presentó una demanda contra el Departamento de Educación.

Alegadamente un guardia de seguridad no notificó a la familia de la desaparición de Avonte hasta una hora después.

“Una hora es demasiado tiempo”, dijo el abogado.

“Cómo un adolescente puede escapar del radar de seguridad tan fácilmente, cuando un grupo de seis estudiantes está vigilado por un profesor y un asistente”, cuestionó.

Perecman advirtió que aún no hay fecha programada para la Corte. El proceso se encuentra en una etapa preliminar.

“La familia merece justicia. La escuela, que se supone mantendría seguro a Avonte, les falló”, indicó Perecman.

El Departamento de Policía destacó que pese al rastreo agresivo, incluidos helicópteros peinando el área, aún no hay señales del chico.

El adolescente no se comunica verbalmente. Mide cinco pies con tres pulgadas y pesa unas 125 libras. La última vez que fue visto vestía una camisa a rallas, pantalón de mezclilla y zapatos negros. Si usted tiene información que pueda ayudar a localizarlo, puede llamar a la línea de la Policía 1-800-577-TIPS.

Alrededor de la web