Dividendos para Cruz

El republicano recauda $800 mil luego de esfuerzos contra Obamacare
Dividendos para Cruz
El senador Ted Cruz (R-Texas) aprovecha estar bajo el reflector de los medios.
Foto: AP

HOUSTON.— Luego de su oposición a Obamacare durante el cierre del gobierno, el senador Ted Cruz centró la atención de los medios de comunicación del país.

En Texas fue recibido con vítores de conservadores a nivel local, un apoyo que se tradujo en mucho más que aplausos.

“Hoy hablo en oposición a Obamacare en un esfuerzo por representar a 26 millones de texanos y 300 millones de estadounidenses. A lo largo de este país la gente está sufriendo las consecuencias de esta ley que no está funcionando. Pero a pesar de eso hay políticos que no están escuchando”, así comenzó Cruz un discurso en septiembre que se prolongó por 21 horas, incluyendo pausas breves.

Aunque no tuvo un impacto directo en los votos en el Senado, demócratas y republicanos no lograron acuerdo en días posteriores lo que desembocó en un cierre del gobierno.

Pero fuera de Washington las palabras de Cruz y en general toda la batalla política que desembocó en la crisis fiscal tuvo otros efectos que le han dado un mayor liderazgo.

En el último reporte de recaudación de fondos difundido por su comité de recaudación conjunta, Cruz reunió cerca de $800 mil durante el tercer trimestre del año, que terminó en septiembre. Casi el doble de la cantidad que juntó en el trimestre anterior.

El senador recién comenzó su periodo este año y no tendrá una campaña por la reelección hasta 2018. Pero la capacidad que tenga para conseguir apoyo económico ahora, puede potenciar su carrera política para otros fines o le permitirá respaldar otras campañas de legisladores y con eso ampliar su influencia en el Capitolio.

“El enfoque del senador es el motivo por el que se presentó a la elección: hacer que la gente en Washington escuche, parando el daño que Obamacare le está haciendo a los trabajos, la economía, el crecimiento y la salud de alta calidad”, aseguró Sean Rushton, director de comunicaciones de Cruz.

La reforma sanitaria probablemente enfrentará otra dura batalla en los tribunales el próximo año. Una en que la voz de Cruz no pasará inadvertida.

?>