Obama “amenazó” al Congreso con actuar en solitario

El Presidente insistió en que si los congresistas no avanzan su agenda legislativa tomará medidas unilaterales

Guía de Regalos

Obama “amenazó” al Congreso con actuar en solitario
El presidente Obama dijo que si el Congreso le da la espalda, tomará medidas unilaterales.
Foto: AP

Washington – El presidente Barack Obama llegó al poder en 2009 prometiendo bipartidismo, pero este martes dejó en claro que actuará en solitario para avanzar su agenda legislativa en 2014, desafiando a la oposición republicana en el Congreso.

Durante su esperado quinto discurso sobre el Estado de la Unión, Obama delineó su agenda para 2014 centrado en el combate a la desigualdad social y el apremio de fortalecer a la clase media, ante un Congreso dividido y una oposición republicana descontenta con sus políticas.

Con tono populista, Obama dijo que si el Congreso le da la espalda, tomará medidas unilaterales “donde sea y cuando sea” para ayudar a más familias.

Obama defendió su récord en la economía, política exterior, la reducción del déficit y la reforma sanitaria, aunque sus planes, según analistas, son más bien moderados.

Pese a las presiones de grupos de activistas pro-reforma que acudieron al Capitolio a escucharlo- Obama pidió aprobar la reforma migratoria pero no anunció una moratoria en las deportaciones.

Obama, que afronta el reto de “dar espacio” a los republicanos, dedicó apenas unas cuantas frases a la reforma migratoria, si bien la Casa Blanca dijo que el discurso es una guía de acción y no una exhaustiva lista de propuestas.

Los republicanos prevén divulgar sus “principios” para la reforma migratoria este jueves durante su retiro invernal en la ciudad costera de Cambridge (Maryland), que no incluirá una “vía especial” hacia la ciudadanía.

Pero Obama sí dijo que emitirá una orden ejecutiva para aumentar el salario mínimo federal de $7,25 a $10,10 la hora, una medida atacada por los republicanos pero que beneficiaría a empleados de contratistas federales, como trabajadores de limpieza y mantenimiento o de construcción.

La Casa Blanca rechaza la acusación republicana de que Obama esté violando la Constitución al señalar que el salario mínimo no ha cambiado en términos reales desde la década de 1950, y hay que responder a la nueva realidad económica.

El discurso tuvo una fuerte dosis económica y varios legisladores lucían listones azules para apoyar la extensión de los subsidios de desempleo que vencieron el mes pasado.

El discurso, transmitido en las redes sociales y prácticamente en cadena, se produjo en medio de pugnas partidistas sobre cómo espolear la recuperación económica y reducir el déficit.

La lista de invitados incluyó a personas que encarnan los retos que afronta el país, como el desempleo, la reforma migratoria, y la igualdad salarial para las mujeres.

Obama llegó al Capitolio abanderando la causa de “la oportunidad, la acción, y el optimismo”, pero los republicanos no le han dado tregua.

En extractos adelantados a la prensa, la presidenta de la Conferencia Republicana de la Cámara de Representantes, Cathy McMorris Rodgers, acusa a Obama de agravar la situación del estadounidense de a pie, que no encuentra trabajo e, incluso, ha sido perjudicado por la cancelación de su seguro médico bajo la reforma de salud de 2010.

Ambos partidos se presentan como defensores de la clase media, que sigue afrontando las secuelas de la recesión económica.

Maria.pena@impremedia.com