EEUU espera no tener que imponer sanciones a Venezuela

Sin embargo, Washington advirtió que esa medida no puede ser excluida si el Gobierno venezolano no avanza en un diálogo con la oposición
EEUU espera no tener que imponer sanciones a Venezuela
Desde que el 12 de febrero una marcha en Caracas terminó en incidentes que dejaron tres muertos, Venezuela ha sido escenario de manifestaciones diarias contra el Gobierno.
Foto: EFE

Washington – La secretaria de Estado adjunta de Estados Unidos para Latinoamérica, Roberta Jacobson, afirmó que su país espera no tener que imponer sanciones a Venezuela si esta nación no avanza en diálogos con la oposición para resolver la crisis.

“No podemos saber lo que ocurrirá en el futuro ni excluir nada. Eso sería ingenuo. No sé qué va a ocurrir en Venezuela o cuál será nuestra respuesta. Obviamente, sanciones son un instrumento duro. Esperamos no llegar al punto de adoptar sanciones contra Venezuela“, afirmó Jacobson.

La funcionaria aseguró que el secretario de Estado de EEUU, John Kerry, no amenazó a Venezuela con sanciones sino que advirtió que esa medida no puede ser excluida si el Gobierno no avanza en un diálogo con la oposición.

“Lo que el secretario dijo es que nada puede ser descartado. Eso no significa que necesariamente pondremos en marcha la idea de sanciones”, aseguró la funcionaria.

Por otra parte, la funcionaria estadounidense agregó que, así como el presidente Nicolás Maduro, EEUU también está interesado en mejorar su relación bilateral y en concentrarse de nuevo en la cooperación.

“Pero eso es muy difícil, francamente. Nuestros diplomáticos están siendo expulsados del país por motivos que rechazamos totalmente. Algunos días después, el presidente Maduro dijo que le gustaría nombrar un nuevo embajador en Estados Unidos. Es un poco difícil, a veces, seguir las señales venezolanas”, dijo.

La subsecretaria aseguró que EEUU siempre ha tenido contacto con la oposición en Venezuela, así como continúa teniendo contactos con el Gobierno, pero que rechaza la acusación de que Washington esté manipulando las protestas en la nación suramericana.

“La acusación es muy insultante para con la oposición venezolana, que es capaz de tomar sus propias decisiones. Nosotros hablamos con todos. Ese es el papel de los diplomáticos”, afirmó.

Jacobson dijo que la última resolución de la Organización de Estados Americanos (OEA) sobre las protestas en Venezuela no tiene el lenguaje que Estados Unidos esperaba, pero sí varios de los puntos defendidos por Washington, como el respeto a los principios democráticos y a los derechos humanos y la defensa de un verdadero diálogo con la oposición.