Expanden servicios sanitarios en el Chelsea Market

Si visita el pasaje comercial, ya no tendrá que esperar tanto tiempo para usar los baños durante su paseo
Expanden servicios sanitarios en el Chelsea Market
Esta larga fila para usar el baño se observaba hasta el domingo, pero puede cambiar a partir de hoy.
Foto: Tracy Antonioli

Nueva York- En el Chelsea Market, el magnífico pasaje comercial que conecta las avenidas Novena y Décima entre las calles calle 15 y 16, encontrará excelentes restaurantes y tiendas de comida, negocios de artesanías y belleza, y hasta una librería. Pero el lugar que recibe a 120 mil visitantes por semana tenía hasta ayer inadecuados servicios sanitarios. Sólo había seis cubículos que podían ser usados por hombres y mujeres, según su turno.

Por fortuna el lunes fueron abiertos nueve servicios sanitarios que fueron asignados para las mujeres, mientras que los seis anteriores serán usados por los hombres. Hasta ayer siempre había una fila que a veces podía ser demorada. No era una fila en un banco, ni en el aeropuerto: era una hilera de gente con urgencias. Para nada ayudaba que hubiera una fuente de agua al lado, mientras la peregrinación sostenía una catarata interior.

En la Octava Avenida están las instalaciones de Google, más abajo en la calle 14 una tienda de Apple. Canales de television, como NY1 News y NY1 Noticias, también ocupan las oficinas arriba del Chelsea Market. En la Octava Avenida con calle 15 empieza el High Line, la vía peatonal elevada que se extienda hasta la calle 34, uno de los mejores espacios públicos construidos bajo la administración de Michael Bloomberg.

Es cierto que el edificio que ocupa una manzana es considerado una joya histórica, pero en la planeación del mercado al parecer pesaban más las ganas de vender un espacio comercial, que tener visión por los servicios sanitarios requeridos por las multitudes con niños que transitarían por allí todos los días.

Es posible que las filas en los baños en el Chelsea Market no sean tan largas a partir de ahora. Pero es mejor que no se hidratarse mucho si va a pasear por el Chelsea Market. De todas maneras, disfrute su visita al atrayente lugar y aproveche de elevar el espíritu cuando camine por el High Line.