Los 5 cierres de torneo más raros de la Liga MX

La Liga MX ha tenido cierres de torneo increíbles dignos de una película. En Quiero Más Fútbol te mostramos cinco de los cierres de torneo más raros y sorprendentes.
Los 5 cierres de torneo más raros de la Liga MX
El equipo más productivo en la historia del futbol mexicano, América, fue derrotado en semifinales en la temporada 1982-1983 por su acérrimo rival, Las Chivas Rayadas de Guadalajara.
Foto: Mexsport

El cineasta español Luis Buñuel quedó impactado por la contrastante vida en el México en la primera mitad del siglo pasado y lo llamó auténtico país surrealista, lo que inspiró buena parte de su obra. Pero si el director de ‘Un Perro Andaluz’, ‘Los Olvidados’ y otras joyas cinematográficas hubiera opinado sobre los sistemas de titulación del fútbol mexicano, quizás habría inventado un término superior.

Que en la última fecha regular existan 11 equipos que se disputan cinco lugares para la Liguilla por el Campeonato del Clausura 2014 es algo que podría parecer más absurdo que fantástico, pero no es la única vez que sucede algo tan dispar.

Q+F te recuerda otros desenlaces inesperados, sólo para que ejercites tu memoria futbolera, en espera de que no pierdas la capacidad de asombro.

Sí, eran los tiempos en que se otorgaban dos puntos por victoria y el América que dirigía Carlos Reinoso hizo 61 puntos de 76 posibles en ese año, para una productividad de 80.3% y clasificó a la Liguilla 9 semanas antes. Sin embargo, en un desenlace inesperado, en Semifinales de la Liguilla cayó contra su archirrival Chivas, que tras una derrota en casa de 0-2, le metió 3-0 en la Vuelta del Estadio Azteca, en juego que acabó con batalla campal y un paracaidista aterrizando en la cancha en pleno juego.

Fue en los primeros años de la época profesional, que arrancó en 1943-44. Diez años después, cuando el monarca era el puntero, el líder Marte se coronó al hacer 26 puntos, sólo 8 más que el último lugar, el Atlas que descendió con 18.

La inauguración del sistema de Liguillas por el título se originó después del Mundial de México 70, pues antes se coronaba el equipo que simplemente hacía más puntos. Dentro de esta novedad se organizaron dos grupos, uno de ellos llamado Corsarios y el otro Piratas, donde los líderes de cada sector se enfrentarían en duelo directo a Ida y Vuelta. Los punteros fueron Toluca y América, que hicieron 43 y 44 puntos, respectivamente. Tras un 0-0 en La Bombonera ganó el América 2-0 en el Estadio Azteca, para ser el primer Campeón invicto en una Liguilla, aunque fue en versión ‘mini’.

Fue en la campaña 1981-82 que se coronó el primer Campeón en series de tiros desde el punto penal para encontrar vencedor, tras un empate global entre Atlante y Tigres. Por los Potros falló el ‘Ratón’ Ayala, Sergio Lira y Eduardo Moses. Por los regios, Salvador Carrillo, pero acertó Gonçalvez, Barbadillo y Orduña. Lo raro es que el portero La Volpe anotó para los azulgranas, pero Cabinho, el más grande goleador del fútbol mexicano se quedó con las ganas de ejecutar su último tiro para el Atlante.

Cruz Azul y León disputaron la serie de Ida y Vuelta más un tercer partido como criterio de desempate, que también se fue al alargue y por último a las series de definición desde el punto penal luego de 300 minutos. Al final ganó La Máquina.