Reclaman pago por terrenos en donde opera embajada de EEUU en Dominicana

La sede diplomática inaugurada este año costó $193 millones de dólares

Reclaman pago por terrenos en donde opera embajada de EEUU en Dominicana
Comunidad reclamó pago por terrenos frente a la embajada de EEUU.
Foto: Suministrada

Santo Domingo — Decenas de personas protestaron este jueves en las inmediaciones de la embajada de Estados Unidos en esta capital, en reclamo del pago de los terrenos en donde se levantó la sede diplomática inaugurada este año a un costo de $193 millones de dólares.

La movilización estuvo encabezada por descendiente de Gregorio Arvelo, quienes aseguran que la embajada estadounidense ocupa en forma irregular unos 30,000 metros cuadrados (unas tres hectáreas), dentro de una parcela de 480 tareas (más de 30 hectáreas).

Narciso Arvelo y otros descendientes de Gregorio se congregaron próximo a la embajada debido a que los agentes policiales impidieron que se aglutinaran en la parte frontal de la edificación que alberga además el consulado de Estados Unidos.

“Unos invasores que nos han cogido unos terrenos aquí en la sede de la embajada. Los cogió Marcos Cabral y le vendió a la embajada”, dijo Arvelo. “Somos siete familias, todos los Arvelo. El originario Gregorio Arvelo. Somos la cuarta generación reclamante de estos terrenos, más de 500 personas”, añadió.

Informó que la litis por los terrenos se conoce en el Tribunal Superior de Tierra, pero que el caso lleva ya cuatro aplazamiento.

El abogado Manuel María Mercedes, presidente de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, acompañó a los manifestantes a los que respalda en su reclamo.

Mercedes recordó que “el derecho a la propiedad, conforme a la Constitución, conforme a los pactos y convenios internacionales y sobre la propia Convención de los Derechos civiles y Políticos es un derecho humano”.

“Resulta que los miembros de la familia Arvelo ha venido reclamándole a la embajada de Estados Unidos que los escuchen, como consecuencia de que conforme a la documentación que ellos poseen son los propietarios de esa parcela”, informó.

Explicó que, a raíz del piquete, un alto funcionario de la embajada de Estados Unidos lo recibió junto a representantes de los demandantes para iniciar un proceso de diálogo. “Acordamos abrir un diálogo y en la próxima semana llevaremos un dossier de toda la documentación de los terrenos porque se comprometieron a que nos van a escuchar”, indicó.

Mercedes explicó que ya la embajada informó a Washington sobre el conflicto.

Consultado al respecto un poco más tarde, el embajador de Estados Unidos en el país, James (Wally) Brewster, rehusó referirse al tema bajo el alegato de que desconocía los pormenores del conflicto.

La embajada y el consulado de Estados Unidos operaban en la parte central del Distrito Nacional hasta junio pasado cuando todas las oficinas fueron trasladas a la periferia, en la parte norte de la ciudad, en la avenida República de Colombia.