Ford presentó en Chicago el nuevo Police Interceptor

La automotriz sigue la línea de los autos policiacos intimidantes
Sigue a El Diario NY en Facebook
Ford presentó en Chicago el nuevo Police Interceptor
El Police Interceptor de Ford 2016 es la actualización del vehículo de policía más popular en el país.
Foto: Ford

No hay nada más intimidante que un vehículo de policía que de repente aparece en su espejo retrovisor. Y hoy los vehículos de policía vienen con un nuevo toque agresivo, que sólo de verlos, intimida.

Siguiendo la tendencia con esta movilidad urbana y protectora, Ford develó un nuevo vehículo para la fuerza del orden en el Auto Show de Chicago, y quiere ser bien intimidante. Ford lo presenta en Chicago, porque ahí es donde se construyen los vehículos.

El nuevo Ford Police Interceptor del 2016 agrega características solicitadas por los clientes con más agresividad, como una parrilla delantera renovada que enfría mejor el interior y un botón de liberación de la puerta trasera que permite a la misma, permanecer desbloqueada durante 45 segundos, por lo que los agentes ya no necesitan sacar sus llaves de acceso el área de carga.

Cuenta con un nuevo diseño frontal y trasero, un nuevo panel de instrumentos y de un modo de vigilancia disponible que avisa al conductor cuando alguien se acerca por detrás, cerrando inmediatamente las puertas y las ventanas del conductor.

La transmisión de seis velocidades del vehículo cambia automáticamente de operación de ahorro de combustible a modo de “Persecución” cuando detecta situaciones de conducción agresiva.

Su software está sintonizado para realizar fácilmente un retroceso rápido y una maniobra de giro de 180 grados.

“La unidad Police Interceptor de Ford está construida para proporcionar seguridad ante cualquier eventualidad para el agente del orden público, con un vehículo preparado para satisfacer las necesidades más exigentes”, dijo el ingeniero jefe del vehículo Arie Groeneveld, dijo en un comunicado.

La utilidad del Police Interceptor, introducido en 2012, es ahora el vehículo de la policía más popular en el país, vendiendo más en 2014 que la versión sedán en una proporción de 2 a 1.

El interior y las dimensiones exteriores son idénticos a la versión actual, al igual que las dos opciones de motores.

Un 3.7 litros V-6 es estándar o los clientes pueden actualizar a una de 3.5 litros EcoBoost V-6 para el 20% más de potencia.

Las luces están ahora integradas más a la perfección en la parte delantera y trasera, lo que crea una mirada más agresiva para el servicio de patrulla.

Después de rodar fuera de la línea en la planta de montaje de Chicago junto a otros Explorer y Taurus, los vehículos son cargados con equipos de la policía en una filial cercana al centro de diseño y fabricación.

Alrededor del 90% de los Police Interceptor se venden en los Estados Unidos, pero también se exportan a más de 80 países. Los clientes pueden elegir entre 25 modelos ligeros del vehículo utilitario 2016.