Roban $18,000 en casa de embajador de Haití en Dominicana

Agentes de la Policía y de la Armada Dominicana están incriminados

Roban $18,000 en casa de embajador de Haití en Dominicana
El mayor general Manuel Castro Castillo ofreció detalles de la acción
Foto: Suministrada

Santo Domingo.–Dos agentes de la Policía Nacional y uno de la Armada Dominicana forman parte de una banda criminal que asaltó la residencia del embajador de Haití, Fritz Cineas, y robó dos cajas de seguridad con unos US$18,000 y documentos personales del diplomático.

La Policía identificó a sus agentes involucrados en el asalto a los cabos Yeferi Jhoel Rosa Gómez y Silfredo Encarnación Rosa Oviedo. Indicó que en el caso se encuentra implicado además Luis Manuel Polonia, agente de la Armada Dominicana.

Informó que apresó además a los civiles Neuris Ogando Otaño, Ronaldo Leandro Moreno Mejía, Luis Esmeraldo Abreu Santiago y Junior Samuel Féliz Cueva (Junito).

El jefe del organismo, mayor general Manuel Castro Castillo, ofreció los detalles del caso en una rueda de prensa en la sede del organismo, en presencia del embajador Cineas.

En el Palacio de la Policía se creó una gran confusión cuando el vocero de la uniformada, coronel Jacobo Mateo Moquete, informó que al diplomático le habían robado un teléfono celular en ese momento.

Mateo Moquete dijo que, aunque el agente de la Armada forma parte de la banda delictiva, no participó en forma directa en el asalto ocurrido el día 5 de este mes en la residencia de Cineas, ubicada en el sector Los Cacicazgos, de esta capital.

Los asaltantes cargaron con dos cajas fuertes que violentaron y que la Policía recuperó con el empleo de buzos en el río Isabela que se une al Ozama antes de desembocar en el mar Caribe, en el litoral de esta capital.

De acuerdo a la Policía, el asalto fue planificado por el imputado Abreu Santiago, quien había estado en la residencia del diplomático ofreciendo servicio como empleado de una compañía de fumigación.

Los imputados se presentaron a la vivienda de Cineas, simulando que eran empleados de la Empresa Distribuidora de Electricidad del Sur (Edesur) llamados por la familia del diplomático para verificar la bomba de agua de la piscina.

El embajador se encontraba en Puerto Príncipe, Haití, al momento de producirse el asalto.