$15 la hora, un clamor que crece

El sueldo promedio no ha subido en comparación con la inflación y el aumento de los precios

dólareEmpleados de McDonald’s, Wendy’s, Burger King, KFC y otros locales de comida rápida, profesores adjuntos de universidad, obreros de la construcción, cuidadores de niños y ancianos en el hogar, así como trabajadores de lavanderías industriales de Walmart y de los aeropuertos, son algunos de los trabajadores que se darán cita hoy miércoles en más de 230 ciudades de Estados Unidos para reclamar un salario mínimo de 15 dólares la hora, un salario que pueda elevar a millones de familia por encima del umbral de la pobreza. Está previsto que sea la mayor manifestación de este tipo en el país y estará apoyada por trabajadores en otras ciudades del mundo y estudiantes universitarios.

Las acciones del movimiento de Lucha por $15 la hora y el derecho a sindicalizarse empezaron hace dos años y medio con pequeñas protestas en las puertas de los restaurantes de comida rápida, normalmente McDonald’s, por parte de los trabajadores de estos locales de comida rápida. Poco a poco, estas huelgas animadas por los sindicatos empezaron a crecer y organizaciones de base se unieron a ellas. El año pasado se sumaron también trabajadores de comida rápida en otros países. Ahora se ha convertido en un movimiento nacional que está ayudando a avanzar la causa del aumento del salario mínimo  en municipios y estados que han subido los sueldos que suelen cobrar estos empleados por encima del 7.25 dólares federal. Seattle tiene ya un sueldo mínimo de 15 dólares la hora.

Aunque en el Congreso en Washington D.C. la subida del salario mínimo no ha prosperado (con una propuesta de subida de 10.10 dólares), la fuerza que está tomando el movimiento en las calles, junto con las evidencias de las desigualdades económicas, puede convertir esta demanda en uno de los pilares electorales en un momento en el que empiezan a presentarse candidatos a primarias presidenciales. En su primer día de campaña, Hillary Clinton dijo que hay algo que está mal cuando los presidentes de las empresas  “cobran 300 veces más que los trabajadores, cuando los trabajadores son cada vez mas productivos pero no se refleja en sus salarios”.

Los organizadores de las marchas eligieron este día, el último para presentar y pagar los impuestos, porque quieren que se recapacite sobre el hecho de que muchos trabajadores dependen de la asistencia pública. De hecho, un estudio del Center of Labor de la Universidad de California en Berkeley, publicado el lunes, revela que cuando los trabajadores no reciben suficiente por su trabajo en empresas, grandes y pequeñas, los contribuyentes pagan para mitigar su pobreza unos 153,000 millones de dólares anuales.

Los avances en la lucha por el aumento del salario mínimo no han llegado a satisfacer las demandas de estos trabajadores. Aunque empresas como Walmart y McDonald’s han subido sus salaries, ninguna responde a lo planteado por estos manifestantes. El reciente aumento aprobado por McDonald’s, que los organizadores califican de “ridícula”, ha animado a más trabajadores a salir a las calles.

¿Qué mínimo?

En 1968 el salario mínimo estuvo en su pico una vez que se ajustaba a inflación. Ajustado al valor de 2014, el mínimo entonces equivalía a 9.54 dólares la hora. Pero la inflación y la subida de precios empezó a comerse el valor de este pago. En 2009 se fijó en 7.25 dólares a nivel federal, y ahí ha quedado, con un tercio menos de valor que hace 46 años, según el Economic Policy Institute (EPI)

Si el mínimo de 1968 hubiera subido como los salarios de trabajadores en puestos de no supervisión (el 80% de los trabajadores) hoy sería de 11 dólares la hora. Pero según la EPI, si hubiera seguido la mejora de la productividad estaría en18.5o dólares la hora.

?>