Falta poco para lograr una vacuna contra la malaria

La malaria azota a África y, hasta ahora, la mejor manera de protegerse es un mosquitero
Falta poco para lograr una vacuna contra la malaria
La malaria es provocada por la picadura de un mosquito.
Foto: Shutterstock

La primera vacuna contra la malaria del mundo está a punto de convertirse en una esperanzadora realidad. Este avance, que salvaría millones de vidas acaba de saltar uno de los obstáculos finales antes ponerse en circulación.

La prestigiosa Agencia Europea del Medicamento emitió un dictamen científico positivo sobre la misma después de evaluar su seguridad y su eficacia.

Lee también: Cómo se redujo en 54% la mortalidad por malaria en el mundo

La malaria acaba con la vida de 584.000 personas al año, la mayoría, niños africanos.

La vacuna Mosquirix desarrollada por el grupo GlaxoSmithKline (GSK) tendrá que enfrentarse a otro importante juicio: a finales de año, la Organización Mundial de la Salud (OMS) tendrá que decidir si es efectiva entre los niños más pequeños, que es donde su efectividad ha demostrado algunos lunares.

Pero las expectativas en torno a esta vacuna son altas. La malaria (o paludismo) es una enfermedad potencialmente mortal causada por parásitos que se transmiten al ser humano por la picadura de mosquitos infectados.

La mayoría de los casos están en África, pero en Latinoamérica la enfermedad tiene una gran incidencia.

Acaba con la vida de 584,000 personas cada año, según la OMS, la mayoría de ellas niños de menos de cinco años del África Subsahariana.

Aunque es en África donde mayor número de casos de malaria existen (unos 163 millones de casos al año), en América Latina la enfermedad tiene una fuerte presencia: la OMS estima que hay 700,000 casos anuales en la región.

La vacuna

Por la magnitud de la enfermedad, la vacuna “es un sueño hecho realidad“, en palabras del doctor Ripley Ballou, jefe de investigación de vacunas de GSK. “Este es un momento muy significativo, por el que he estado trabajando durante 30 años”, dijo en un comunicado.

Los ensayos han demostrado la eficacia de la vacuna. Aunque hay algunos lunares.

Mosquirix, también conocida como la vacuna RTS,S es la primera que se desarrolla contra una infección parasitaria en seres humanos, asegura Fergus Walsh, especialista de la BBC.

A principios de este año, se obtuvieron los resultados del ensayo clínico elaborado en siete países africanos.

Los mosquiteros son una de las pocas formas que hay de luchar contra la enfermedad.

La mejor protección se logró entre los niños de 5 a 17 meses que recibieron tres dosis de la vacuna con un mes de diferencia, más una dosis de refuerzo a los 20 meses. En este grupo, los casos de malaria grave se redujeron un tercio en cuatro años. Pero la eficacia de la vacuna disminuyó con el tiempo, necesitando una dosis de refuerzo.

Y su gran lunar: la vacuna no resultó muy eficaz en la protección de los bebés en caso de malaria grave. Ahí está el gran dilema para la OMS, que deberá evaluar si es lo suficientemente eficaz como para ponerla en circulación.

No obstante, pase lo que pase, es un “logro científico muy significativo”, le dijo al a BBC Adrian Cerro, experto del Instituto Jenner de Oxford. Cree es un paso fundamental para lograr vacunas contra la malaria mucho más efectivas en los próximos años.

Aun así, advierte: “Por el momento, un mosquitero es lo más efectivo”.