Missouri ejecuta preso por secuestro y asesinato de joven en 1989

Roderick Nunley, de 50 años fue declarado muerto a las 21.09 hora local, del martes, tras recibir una inyección letal en la prisión de Bonne Terre
Missouri ejecuta preso por secuestro y asesinato de joven en 1989
Foto: Archivo / EFE

El estado de Missouri ejecutó el martes a Roderick Nunley, un hombre que en 1989 secuestró y asesinó a una chica de 15 años en Kansas City.

A Nunley, afroamericano de 50 años, lo declararon muerto a las 21.09 hora local,  tras recibir una inyección letal en la prisión de Bonne Terre, según informó el Departamento de Correcciones de Missouri.

Unas horas antes de la ejecución, el Tribunal Supremo de Estados Unidos rechazó todas las apelaciones presentadas por la abogada de Nunley, Jennifer Herndon, quien alegaba que la pena de muerte es anticonstitucional y también que Missouri viola la ley al no revelar su proveedor de inyecciones letales.

El alto tribunal también desestimó una moción presentada por otro letrado que argumentaba que Herndon no defendió debidamente a su cliente.

Lee también: Texas, 22 extranjeros en el corredor de la muerte

Esta abogada ha representado a 8 de los últimos 19 presos ejecutados en Missuri, incluyendo a Nunley.

En la mañana del 22 de marzo de 1989, Nunley y su cómplice, Michael Taylor, robaron un vehículo y secuestraron a una joven, Ann Harrison, quien estaba esperando el autobús para ir a la escuela.

Fue entonces cuando llevaron a la víctima a una casa, donde ambos decidieron matarla después de que Taylor la violara en el sótano: la apuñalaron y la dejaron atada y desangrándose en el maletero del vehículo robado, que abandonaron.

Las autoridades encontraron el vehículo y el cuerpo de Harrison tres días después.

Los dos se declararon culpables y argumentaron haber actuado bajo los efectos de la cocaína, pero eso no impidió que los condenaran a muerte. A Taylor lo ejecutaron el 26 de febrero de 2014.

Lea también: Recurren a problemas mentales para evitar ejecución de nicaragüense

Hoy, Nunley se convirtió en el sexto preso ejecutado este año en Missouri y el vigésimo en todo el país.

Tras Texas, Missouri es el estado que más ha aplicado la pena de muerte en los últimos dos años y entre los dos estados suman 16 de las 20 ejecuciones de 2015.

Desde que el Tribunal Supremo reinstauró la pena de muerte en 1976, 1,414 presos han sido ejecutados en Estados Unidos, 86 de ellos en Missouri.

Lea también: Texas ejecuta a Daniel López, el reo hispano que deseaba morir