Cuidado con la información personal que tu auto revela

Las automotrices buscan conocer más a los consumidores a través de las tecnologías, pero ¿cuál es el límite?
Cuidado con la información personal que tu auto revela
La tecnología automotriz puede revelar más datos de ti de lo que imaginas.
Foto: Shutterstock

La tecnología es la gran promesa de un flujo de caja lucrativo para los fabricantes de automóviles europeos, y los reguladores del viejo mundo saben quién puede controlar los datos y hacer dinero con él.

Con dispositivos móviles cada vez más inteligentes, los vehículos serán capaces de rastrear a donde vayas, así como recabar información de quien llama y lo que hace Google en el camino.

Eso es información valiosa para los gustos de los clientes de BMW, Volkswagen, Audi, Porsche y Mercedes Benz, una mina de oro.

Las marcas de lujo alemanas subrayaron su interés en los datos al acordar la compra conjunta de la compañía Nokia Oyj en 2.8 millones de euros para realizar un seguimiento de sus clientes, incluso cuando no están en el camino.

Mercedes Benz ha creado un servicio llamado “Mercedes me” para proporcionar acceso remoto a los datos del vehículo, como si el tanque de gas está lleno o no. También ofrece información de tráfico en vivo y aplicaciones para acceder a noticias, encontrar estacionamiento y obtener información de vuelo.

En su declaración de privacidad, Mercedes Benz dice que los datos podrán ser utilizados para la comercialización. BMW AG y Audi de Volkswagen tienen programas similares.

Los representantes de los tres mayores fabricantes del mundo de vehículos de lujo, dijeron que las compañías se han comprometido a mantener los datos a salvo y seguros, y cumplir con las regulaciones pertinentes.

Aún así, los perros guardianes de los consumidores están en alerta, especialmente en Europa, sensible a las preocupaciones sobre la privacidad después de un contragolpe sobre el servicio Street View de Google Inc.

“Estamos enfatizando la privacidad por diseño para que los sistemas no produzcan más datos de lo necesario“, aseguró Manfred Ilgenfritz, responsable de los asuntos de datos de automóviles a la autoridad de protección de datos de Baviera para el sector privado.

La agencia quiere exigir a los fabricantes que informen a los conductores sobre cómo se usarán sus datos y buscar activamente su aprobación para obtenerlos.

Los reguladores y grupos de presión de la industria automovilística alemana VDA están en conversaciones y planean publicar un documento en común sobre cuestiones de privacidad en estos meses.

La autoridad francesa para la protección de datos “CNIL” ya está trabajando con los fabricantes de automóviles sobre cuestiones de privacidad. Se está revisando actualmente su marco para que sea más sencillo para los fabricantes cumplir con las normas del país.

Alrededor del 90% de los nuevos vehículos en Europa occidental será capaz de enviar y recibir datos en 2020, en comparación con alrededor de un tercio del próximo año.

Una vez enganchado en la web, los datos de conducción del vehículo podrían ir acompañados de la información más detallada para conducir, rutas preferidas para trabajar y la información, incluso financiera, de los sistemas móviles por pago.

Como los autos del futuro se acercan a la conducción automática, sus cámaras y sensores recogerán datos sobre lo que sucede dentro y alrededor del vehículo, y lo que los pasajeros están haciendo. Esa perspectiva ha creado disputas sobre qué datos pueden ser recolectados, y que se necesita para estar de acuerdo con ello.

Las reglas y nuevas medidas que los reguladores tomarán en este ámbito, podrían obstaculizar a los fabricantes de automóviles aprovechar plenamente una mina de oro recién descubierta.

En los Estados Unidos el gobierno ha estado hasta ahora mayormente preocupado con los datos de seguridad, como la protección contra incidentes, o como la piratería a través de su sistema de entretenimiento.

La conclusión es que los fabricantes de automóviles ya sabrán más de los clientes que los mismos familiares y, para algunos consumidores, ésta es una violación de privacidad.