Malas ideas: Borracha entra a jaula de un tigre

Una mujer en Nebraska se recupera de las mordidas de un tigre luego que se metiera a la jaula con la intención de acariciarlo

Ir al zoológico en estado de embriaguez puede ser tan fatal como conducir con unas copas de más.

Una mujer en Nebraska se recupera de las mordidas de un tigre luego que se metiera a la jaula con la intención de acariciarlo.

Jacqueline Elde fue acusada de ingreso ilegal al zoológico Henry Doorly de Omaha el domingo en la mañana.

Autoridades dijeron que Elde sufrió un trauma severo en la mano. Médicos dijeron que pudo perder los dedos.

Según el reporte policial, la mujer lució agresiva con personal del zoológico y dio muestras de estar intoxicada con drogas o alcohol.

La Policía mantiene el caso bajo investigación.