Chevrolet Impala LTZ 2016: prueba de manejo

Un sedán con espacios amplios y cómodos que vale la pena probar
Chevrolet Impala LTZ 2016: prueba de manejo
El Chevrolet Impala es un sedán cómodo y bien equipado.
Foto: Chevrolet

Introducción

El Impala fue presentado en 1958 como un modelo exclusivo de la línea del Bel Air. Fue y es construido para los modelos de los años 1958 a 1985, 1994 a 1996, y el año 2000 hasta la actualidad.

Su nombre deriva del antílope africano del mismo nombre. El modelo de pasajeros más caro de Chevrolet a través de 1965 se había convertido en el automóvil más vendido en los Estados Unidos.

Estilos y opciones

El Chevrolet Impala se ofrece en los modelos LS, 1LT, 2LT y 2LTZ (el que probé). Entre las innumerables características estándar incluyen llantas de 18 pulgadas de acero, computadora de viaje, sistema OnStar (con una conexión 4G y WiFi hotspot), conectividad Bluetooth del teléfono, radio por satélite, un puerto USB y un conector auxiliar de audio.

El 1LT añade llantas de 18 pulgadas de aleación, tapicería de tela y cuero sintético, volante forrado en cuero y palanca de cambios, el sistema de información y entretenimiento MyLink con una pantalla táctil de 8 pulgadas, controles de voz, dos puertos USB adicionales (para un total de tres), una ranura para tarjetas SD, radio HD, Apple carplay, Internet Radio, y aplicación de teléfono inteligente.

Además de paquetes de opciones del 1LT, el 2LT ofrece tapicería de cuero, asientos delanteros con calefacción, un paquete de tecnología, ruedas de 19 pulgadas, alerón trasero, toma de 120 voltios de potencia, sistema de audio Bose, cargador de teléfono móvil, iluminación ambiental y un paquete de navegación. Hay muchísimas opciones por separado, según el modelo.

Motor y transmisión

Los modelos 2LT y 2LTZ traen un motor V6 de 3.6 litros con 305 caballos de fuerza y 264 libras-pie de torque. Todos los Impala 2016 están equipados con una transmisión automática de seis velocidades y tracción delantera.

Diseño de interiores

La buena distancia entre ejes le da un excelente espacio para los pasajeros delanteros y traseros. Los caballeros de 6 pies podrían hacer un viaje por carretera a través del país con una perfecta comodidad, sentados en los asientos traseros.

El tablero de instrumentos de doble cubierta es elegante y fluye dinámicamente en los paneles de las puertas, creando un efecto envolvente que ha agregado personalidad a los modelos de GM en los últimos tiempos.

impala interior

La pantalla táctil MyLink de 8 pulgadas para las funciones de audio, navegación y teléfono, es nítida, con gráficos de alta resolución y una interfaz intuitiva que funciona como un teléfono inteligente, aunque en ocasiones puede ser lenta para responder.

Los respaldos de los asientos traseros plegables 60/40 agregan espacio útil de carga adicional al ya amplio maletero de 18.8 pies cúbicos.

Seguridad

Viene de serie con frenos antibloqueo, control de tracción y estabilidad, airbags laterales en los asientos delanteros, airbags laterales de cortina de larga duración y airbags de rodilla delanteros.

También el servicio OnStar estándar basado en suscripción de GM que incluye notificación automática de choque, un botón de ayuda de emergencia, apertura remota de puertas y asistencia de vehículos robados.

El paquete “Driver Confidence” del LTZ agrega advertencia de colisión delantera, la alerta de salida de carril y monitoreo de punto ciego con alerta de tráfico cruzado.

En las pruebas de choque del gobierno, el Impala recibió un perfecto cinco estrellas para la protección global de choque, incluyendo cinco estrellas de impacto frontal y total de cinco estrellas para el total de colisiones de impacto lateral.

El Instituto de Seguros para Seguridad en las Carreteras adjudicó el Impala su máxima calificación de “Bueno” en las pruebas de choque frontal offset y de impacto lateral moderado de solapamiento.

También en las pruebas de IIHS, la advertencia de colisión frontal de la LTZ opcional y los sistemas de frenado automático ganaron la máxima calificación de “superior”.

En carretera

2016_chevrolet_impala

El motor V6 es relativamente rápido, sobre todo cuando se llega a velocidad de crucero. El vehículo toma los impactos viales con calma, absorbiendo los baches y rudezas que un carro grande debería tener.

En carretera el interior se siente relajante, con mínima cantidad de ruidos del viento a velocidades de autopista. No es un sedán deportivo, sin embargo el Impala proporciona una sensación de seguridad en carreteras sinuosas.

Conclusión

Hay otros sedanes que compiten en este rango. El líder es el espacioso Toyota Avalon, que ofrece un modelo híbrido además de su suave motor V6. Los bien equipados Hyundai Azera y Kia Cadenza son otros de los modelos del grupo. El Ford Taurus ya está para su recambio y el Chrysler 300 anda en el limbo de querer ser un Bentley americano o competir realmente en el segmento.

El Chevrolet Impala está justo en la mezcla, tiene una presencia refinada en este segmento casi de lujo y definitivamente debe estar en tu lista de pruebas de manejo.

Precio: desde $27,148
Consumo: 18 mpg ciudad, 28 mpg carretera