Lanzan campaña para inscripción de votantes en estados clave para 2016

Latinos apoyarán a candidatos que impulsen su bienestar y protejan sus derechos, aseguran activistas
Lanzan campaña para inscripción de votantes en estados clave para 2016
Solo un terremoto electoral puede impedir que en noviembre haya que elegir entre Trump y Clinton.
Foto: Archivo / La Opinión

Washington.- Apoyándose en centenares de voluntarios, un grupo sindicalista lanzó este lunes una campaña de inscripción de votantes en estados clave para los comicios de 2016, decididos a apoyar sólo a candidatos que impulsen medidas que ayuden a los trabajadores latinos.

La campaña de inscripción y movilización de votantes, a cargo del grupo “Labor Council for Latin American Advancement”  (LCLAA), comenzó hoy en las ciudades de Miami y Orlando (Florida), Denver (Colorado) y San Antonio (Texas),  e incluirá actividades en áreas con alta concentración de latinos para educarlos sobre el proceso electoral.

“Vamos a poner en marcha bancos de teléfonos, censo de votantes y asambleas con votantes, además de esfuerzos por proteger su voto… ha habido cambios en las leyes de votación en algunos estados y queremos asegurarnos de que los latinos no serán rechazados en las urnas”, dijo a este diario Víctor Baten, analista de políticas de LCLAA, un grupo vinculado con la federación sindical AFL-CIO.

A un año de las elecciones generales, LCLAA y grupos afines quieren asegurar de que esta campaña “sin precedente” ayude a los hispanos a tener una mayor voz en los comicios.

Christian Hurtado, cuyo padre murió tras una caída en el trabajo, quiere que los candidatos impulsen medidas que fortalezcan las protecciones laborales para los latinos pero, a su juicio, eso solo se conseguirá mediante el voto.

“Mi padre no pudo pedir más protecciones o capacitación laboral porque estaba indocumentado y (sentía que) no tenía voz. Pero accidentes como el de mi padre se pueden prevenir si de forma colectiva aprovechamos nuestro poder político y económico”, dijo Hurtado.

Por su parte, Julie González, una trabajadora en Colorado, señaló que los hispanos tienen en sus manos el poder de exigir que los políticos tomen medidas para corregir el maltrecho sistema migratorio que sigue separando a las familias inmigrantes.

Se calcula que alrededor de 13 millones de hispanos acudirán a las urnas en 2016, o el 13% del electorado en general, y la mayoría de los precandidatos presidenciales corteja activamente su apoyo.

En ese sentido, Héctor Sánchez, director ejecutivo de LCLAA, dijo que la comunidad latina sigue creciendo tanto en números como en contribuciones al país, y los votantes “buscan a candidatos que los tomen en serio e inviertan en la economía, mejoren las escuelas y el sistema de inmigración, y defiendan nuestros derechos”.