“Borrón y cuenta nueva” para infractores en Manhattan

La iniciativa "Comienza de Nuevo" permitirá que personas con multas por delitos menores puedan eliminar una orden sin pagar una multa.

“Borrón y cuenta nueva” para infractores en Manhattan
Con el programa “Comienza de Nuevo” las personas con delitos menores no tendrán que pagar las multas adeudadas.
Foto: Gerardo Romo / El Diario

Nueva York – Una simple multa por beber alcohol en la vía pública o andar en bicicleta por la acera puede transformarse en un obstáculo a la hora de legalizar su estatus migratorio o encontrar trabajo. Al no asistir a la corte, ésta se transforma en una orden de arresto abierta. “Si se da esta situación y esa persona es detenida, pasará 24 horas en la cárcel, incluso por delitos menores como botar un papel en la calle”, explicó Cyrus Vance, fiscal de distrito de Manhattan.

Pero este sábado 21 de noviembre, entre las 9 am y las 3 pm, la Fiscalía de Manhattan ofrecerá una oportunidad para solucionar estos problemas. “Aquí cualquiera con una orden de cualquiera de los cinco condados puede tener un nuevo comienzo, borrando esta orden”, comentó el fiscal Vance, quien presentó este programa bajo el nombre “Clean Slate”. “Algunos de los tipos de delitos que se incluyen son conducta desordenada, beber en público, posesión ilegal de marihuana, tirar basura y muchos más”.

El evento se realizará en la iglesia Soul Saving Station, ubicada en 302 W 124th Street (Frederick Douglas Boulevard). Las autoridades aseguraron que éste será un lugar seguro, donde cualquier persona, sin importar sus antecedentes o su situación migratoria, pueden ir a hacer sus consultas. Habrá traductores y ahí se instalarán servicios de asesorías legales a cargo de The Legal Aid Society, además de una corte temporal que resolverá de manera rápida cualquier “cuenta pendiente”.

Eventos similares ya se hicieron anteriormente en Brooklyn, a cargo del fiscal de ese distrito. En esa ocasión, las personas con estos delitos menores no tuvieron que pagar las multas adeudadas, como también sucederá en los casos de Manhattan. Sin embargo, el Fiscal aclaró que estas ventajas no se aplican a delitos graves y ofensas graves.

Las autoridades presentes explicaron que esta iniciativa ayudará también a las cortes, que se ven colapsadas por el gran número de delitos menores. “Estos complican al sistema judicial, generan un arresto adicional y probablemente llevan a fianzas”, comentó el senador estatal Adriano Espaillat. “Este es  un programa inteligente y práctico que será de mucha ayuda”.

“Después de lo sucedido en París, tenemos que reorganizar nuestros recursos y nuestras prioridades”, explicó el concejal Ydanis Rodríguez. “Al mismo tiempo, el mensaje a la gente es que no cometan de nuevo estos delitos. Todos tenemos que contribuir a que Nueva York tenga una mejor calidad de vida”.

Además, en el evento se realizará una feria de empleos y se ofrecerá información de otros servicios sociales a la comunidad, incluyendo la posibilidad de preguntar si es que se tienen este tipo de citaciones pendientes, para todos aquellos que no lo tengan seguro. Las autoridades pidieron a los asistentes acudir con una identificación fotográfica, como puede ser el ID NYC, y reiteraron que no se consultará sobre estatus migratorio.

Mientras tanto, en la oficina del fiscal de distrito de Staten Island aseguraron que están evaluando la factibilidad y la logística de seguir el ejemplo de Brooklyn y Manhattan con un programa similar. En El Bronx, en tanto, esperarán a que llegue el nuevo fiscal de distrito en enero para comentar al respecto. Mientras tanto, en Queens rechazaron esta posibilidad. “No tenemos planes de ofrecer un programa de amnistía, ya que Queens mantiene los niveles más bajos de no apariciones en la corte de toda la ciudad”, dijo Kevin Ryan, vocero del fiscal de distrito Richard Brown. “Además, un programa de amnistía general sería injusto para aquellos que sí asumen su total responsabilidad, viviendo a la corte”.

 

Dónde y cuándo

“Clean slate” o “Comienza de nuevo” se realizará este sábado 21 de noviembre, entre las 9 am y las 3 pm.

La cita es en la Iglesia Soul Saving Station, en 302 W 124th Street, en Harlem.

Los delitos menores en cifras

De acuerdo al fiscal de Manhattan, en la ciudad de Nueva York hay 1.3 millones de citaciones judiciales abiertas.

En 2014, el delito menor más común fue por lejos el consumo de alcohol en público, con 116,929 citaciones, de acuerdo al Departamento de Policía. En segundo lugar quedó orinar en público, con 28,599 citaciones.

Algunos de los delitos beneficiados

– Conducta desordenada.

– Consumo de alcohol en la vía pública.

– Botar basura en la vía pública.

– Posesión ilegal de marihuana.

– Delitos ligados al sistema de metro.

– Orinar en público.

– Entrada ilícita.