EEUU demanda a USPLabs y otras empresas por suplementos dietéticos peligrosos

Autoridades judiciales presentan cargos contra 117 individuos y entidades durante operación nacional que empezó en noviembre de 2014

EEUU demanda a USPLabs y otras empresas por suplementos dietéticos peligrosos
Foto: Twitter

Washington.- El Departamento de Justicia anunció este martes cargos civiles y criminales contra una empresa en Texas que vendió un suplemento dietético vinculado con daños al  hígado, a la vez que condenó las acciones de empresas y fabricantes que, en aras de jugosas ganancias, engañan a miles de consumidores con la venta y mercadeo de productos dañinos para la salud.

Durante una rueda de prensa en Washington, funcionarios del Departamento de Justicia y otras agencias federales acusaron a USPLabs LLC, SK Laboratories y varios individuos, de fraude en la venta y mercadeo de suplementos diéteticos, como parte de una investigación de un año que produjo casos en 18 estados.

USPLabs, con sede en Dallas (Texas), es conocida por sus populares suplementos para ejercicios y la pérdida de peso, vedidos bajo las marcas de “Jack3d”, “OxyElite Pro”, y “Oxy Elite New Formula”.

Las autoridades presentaron once cargos contra USPLabs, SK Laboratories, con sede en Anaheim (California), y sus operadores en conexión con la venta de esos productos.

“El caso contra USPLabs y otros que resultaron de esta redada ilustran las alarmantes prácticas que descubrimos y debemos informar al público, para que los consumidores sepan los serios riesgos a la salud de productos” cuestionables, dijo Ben Mizer, un fiscal a cargo de la división civil del Departamento de Justicia.

“Falsificaron etiquetas y materiales de mercadeo para convencer a los consumidores, que valoran los ingredientes naturales, a que compraran sus productos.  Todas estas personas -reguladores, minoristas y consumidores- confiaron en que los demandantes les decían la verdad sobre sus productos pero fueron engañados”,  enfatizó.

En peligro mortal

En algunos casos, la empresa sabía que los ingredientes podían causar problemas de hígado pero, “sin realizar una sola prueba” vendieron un producto que generó enfermedades vinculadas con el uso de “Oxy Pro New Formula”, dijo Mizer.

Varias personas desarrollaron ictericia y algunas necesitaron transplante de hígado para salvar sus vidas, y aunque la empresa prometió en 2013 descontinuar la distribución del producto, siguió el negocio, según el Departamento de Justicia.

Estos productos no estaban hechos con extractos de plantas naturales, como alegaba la empresa, sino de materiales 100% sintéticos que terminaron en las estanterías de las tiendas y botiquines de los consumidores.

La acusación señala que USPLabs conspiró para importar ingredientes de China mediante certificados de análisis falsos y etiquetas manipuladas para ocultar la verdadera naturaleza de los ingredientes después de que éstos fueron introducidos en los suplementos.

En total, como parte de una operación nacional, las autoridades han entablado cargos contra 117 individuos y entidades, de los cuales 89 fueron casos abiertos desde noviembre de 2014.

Cuatro de los acusados fueron arrestados hoy, y otros dos se entregaron de forma voluntaria, mientras agentes federales confiscaron decenas de cuentas de inversión, varias propiedades en Texas, y automóviles de lujo y deportivos.

La operación policial contó con la participación de funcionarios del Departamento de Defensa, la Administración federal de Drogas y Alimentos (FDA), la Comisión Federal de Comercio (FTC), el Servicio de Correos, y la agencia contra el “doping”.

Mercadeo engañoso

Como parte de una  industria que mueve unos $40,000 millones al año, los anuncios de suplementos dietéticos inundan el internet, la radio, televisión y periódicos con promesas de curas milagrosas, “remedios naturales” y todo clase de productos para perder peso, mejorar el rendimiento atlético, revertir la vejez, prevenir o tratar enfermedades como el cáncer o el mal de Alzheimer´s, o fortalecer la salud, entre otras presuntas bondades.

Pero, en realidad, muchos de estos suplementos –dirigidos a jóvenes, atletas, militares o personas en la mediana edad- no sólo no se fundamentan en la ciencia sino que pueden ocasionar serios problemas de salud, y ahora las autoridades quieren poner coto a empresas que se lucran a expensas del bienestar del público.

Un estudio nacional del mes pasado en la revista médica “New England Journal of Medicine” analizó por primera vez datos de 63 salas de urgencias entre 2004 y 2013, y determinó que, cada año, se producen 23,005 visitas a salas de emergencias debido al uso de suplementos dietéticos, y unos 2,154 son hospitalizados.

El 71,8% de las visitas analizadas en ese estudio estuvo relacionado con el uso de productos para perder peso o aumentar la energía del cuerpo.

Educando al consumidor 

En paralelo a estos cargos, las autoridades difundieron materiales para educar a miembros del Ejército sobre los peligros de algunos suplementos dietéticos, como complemento de la página web “Supplement411.org”.

La FTC tiene material en español para advertir a los latinos sobre los productos “cura lo todo” que pueden ser perjudiciales para la salud.

SuplementosDieteticos

Por su parte, la FDA indicó que no todos los suplementos son engañosos o dañinos, pero recomendó que los consumidores siempre consulten a su médico antes de ingerir un producto desconocido, además de que tiene en su página web  una aplicación para celulares sobre estos suplementos.

Caída en Wall Street

Tras el anuncio del Departamento de Justicia, las acciones de varias empresas de suplementos dietéticos sufrieron una caída en Wall Street, pese a no estar vinculadas con la investigación federal.

GNC Holdings terminó la jornada con una caída del 6,4%, a $29,07, Vitamin Shoppe bajó en 4,9%, a $28,19, y Herbalife perdió un 0,8%, para quedar en $54,43.