Plan de Obama contra ISIS no aplaca críticas ni escepticismo

Republicanos acusan a Obama de carecer de estrategia y liderazgo para derrotar a ISIS

Guía de Regalos

Plan de Obama contra ISIS no aplaca críticas ni escepticismo
El presidente Barack Obama.
Foto: EFE

WASHINGTON.- El presidente Barack Obama prometió anoche que EEUU derrotará al Estado Islámico (ISIS) y otros grupos terroristas, pero su discurso no ha aplacado este lunes las críticas de republicanos ni el escepticismo entre sus propios aliados.

Su tercer discurso desde el Despacho Oval de la Casa Blanca desde que asumió la presidencia en 2009 buscó calmar la ansiedad de los estadounidenses sobre la amenaza terrorista en casa, tras el atentado en San Bernardino el miércoles pasado a manos de una pareja simpatizante de ISIS, que dejó 14 muertos y 21 terroristas.

“La amenaza del terrorismo es real pero la venceremos”, prometió Obama, al reiterar sus conocidas ideas para combatir el terrorismo y la violencia de las armas, y sus advertencias contra la xenofobia hacia la minoría musulmana en EEUU.

Pero, al solo terminar su discurso de 14 minutos, a Obama le llovieron críticas de los precandidatos presidenciales republicanos que quieren reemplazarlo en 2016, y el escepticismo fue palpable incluso entre sus partidarios.

Críticas desde la contienda

El senador por Florida, Marco Rubio, advirtió de que el discurso no sólo no aplacará el miedo y la inseguridad sino que, a su juicio, empeorará las cosas.

La gente tiene miedo no solo por estos ataques sino también por una creciente sensación de que tenemos a un presidente completamente superado por éstos”, dijo Rubio en un programa de la cadena Fox News.

Entre anoche y esta mañana en Twitter, también el magnate empresarial Donald Trump atacó a Obama por su presunta blandeza frente al terrorismo, y se mofó de que el mandatario llamase a los musulmanes “héroes del deporte”.

Por su parte, el senador por Texas, Ted Cruz, prometió que, si gana en 2016, dará instrucciones al Pentágono para “destruir a ISIS” y frenará “el sistema migratorio que permite la entrada de yijadistas en nuestro país”.

El exgobernador de Florida, Jeb Bush, dijo en su página en Facebook que Obama ha abandonado su “fantasía política” de que ha disminuido la amenaza terrorista pero, aún así, EEUU requiere una “estrategia agresiva” como la que él ha propuesto, y continuó sus ataques en una entrevista en Fox News.

Mientras, el neurocirujano afroamericano retirado, Ben Carson, recordó en un comunicado que, pese a lo que ha dicho Obama en el pasado, la amenaza terrorista de ISIS no está contenida.

Frente a los ataques en París y San Bernardino, “habría que preguntarse quién ha contenido a quién”, dijo Carson, quien busca robustecer sus credenciales en política exterior y asegura que es el único que puede vencer a su rival demócrata, Hillary Clinton.

Otros precandidatos, como el gobernador de Ohio, John Kasich, y el gobernador Mike Huckabee, se sumaron al coro de voces republicanas dentro y fuera del Congreso que critican la presunta falta de estrategia y liderazgo de Obama y urgen el envío de tropas terrestres para combatir a ISIS en Irak y Siria.

En ese sentido, el presidente del Comité Nacional Republicano (RNC), Reince Preibus, dijo que el sendero marcado por Obama y apoyado por la precandidata presidencial demócrata, Hillary Clinton, “no ha funcionado” porque ISIS se ha fortalecido.

Buscando una vía hacia la victoria

Si bien hay consenso entre demócratas y republicanos sobre la urgencia de combatir a ISIS y grupos semejantes, no hay acuerdo sobre cómo hacerlo.

Aconsejando cautela y paciencia, la Casa Blanca resiste el llamado de la mayoría de los republicanos de desplegar más tropas en Irak, e insiste en que tiene un plan viable para poner fin al conflicto civil de cuatro años en Siria, que incluye bombardeos aéreos, capacitación militar de tropas locales, y esfuerzos diplomáticos.

Varios aliados internacionales de EEUU, como los Emiratos Arabes Unidos y Turquía, piden una política más agresiva en Siria, donde los ataques contra ISIS en los últimos 18 meses no han logrado destruirlo.

El presidente de la Cámara de Representantes, Paul Ryan, advirtió hoy que “el enemigo se está adaptando, y nosotros deberíamos también”,  y se quejó de que, en vez de ofrecer un plan nuevo, Obama solo defendió una “fallida política”.

El temor a más ataques terroristas en suelo estadounidense pronto ha reemplazado a la economía como tema dominante en la contienda electoral. Aún si EEUU lograse destruir a ISIS, no está claro que eso también frene más ataques en suelo estadounidense, según observadores.