Dueña de restaurante se declara culpable por robo de salarios

Fiscalía General señala que Elisa Parto dejó de pagar $47,000 a empleados de Port Chester

La propietaria de un restaurante de Port Chester, Nueva York, se declaró culpable de no pagar salario mínimo ni horas extras a sus trabajadores entre 2012 y 2014, y será obligada a restituir $47,000 entre seis ex empleados, según anunció el jueves el Fiscal General Eric Schneiderman.

Elisa Parto, y su corporación Elisa’s Food & Plus, Inc., serán sentenciados el próximo 10 de marzo,  anticipó Schneiderman. “Mi oficina ha tomado consistentemente una postura firme sobre violaciones de salario mínimo y horas extras, incluyendo la presentación de cargos criminales cuando sea apropiado”, dijo el Fiscal General. “La protección de los medios de vida de los trabajadores neoyorquinos es una prioridad para mi oficina y esta declaración de culpabilidad demuestra ese compromiso”.

Según Schneiderman, Elisa’s Food & Plus, Inc., ubicada en 73 Poningo St. en Port Chester, Nueva York, abrió sus puertas en 2010. Entre 2010 y 2014, la empresa contrató cocineros, limpiadores y cajeros a quienes luego quedó debiendo salario mínimo y tiempo extra después de las 40 horas trabajadas.

La acusada no pagó el salario mínimo requerido legalmente y horas extras al menos a un ex empleado que trabajaba a menudo cerca de 70 horas a la semana, en el periodo señalado.

Como parte de su declaración, Parto sería sentenciada a tres años de libertad condicional, comprometiéndose a pagar $11,000 en restitución el día de la sentencia. Asimismo, continuará pagando $1,000 mensuales a partir de esa fecha. De no hacerlo, podría ser condenada a un año de cárcel, según indicó Schneiderman.