Así es la “Operación Limpieza” de Times Square

El Departamento de Limpieza (DSNY) describe el enorme esfuerzo para recuperar la zona turística en el Año Nuevo

El sub jefe Jeff Pitts-Rosario (36) del Departamento de Limpieza (DSNY) tendrá un turno de trabajo en dos años distintos: desde las 7 p.m. del 31 de diciembre hasta las 7 a.m. del 1 de enero supervisará la limpieza posterior a la fiesta más grande del mundo después del año nuevo en Times Square.

“Es un gran evento y es difícil pensar al otro día todo lo que pasó la noche anterior: como un truco de magia desaparecemos todo”, describe el hijo de puertorriqueña que ha trabajado ocho ocasiones en el enorme esfuerzo y lleva 16 en el departamento donde ha hecho una carrera desde abajo de los rangos.

La próxima operación se realiza en tres fases. La primera empieza la medianoche del miércoles cuando cuadrillas del departamento van recogiendo toda la basura que se haya acumulado entre las calles 34 y la 59 y las avenida Sexta y Octava. “Como antes de una fiesta, aunque sabes que va a haber mucha basura, te aseguras de que todo esté limpio con anticipación”, explica Pitts.

Foto de Gerardo Romo
El sub-jefe Jeff Pitts Rosario, del Departamento de Limpieza. Foto de Gerardo Romo

Luego, durante las horas en que se va llenando Times Square el 31, en coordinación con el Departamento de Policía, NYPD acumulan y eliminan las cosas que no sean permitidas entrar más allá de los ocho puntos de inspección. Se van llenando ocho camiones.

La segunda fase es la más importante y empieza los primeros minutos del año nuevo. Los oficiales de la policía empiezan a dispersar a la multitud en todas las direcciones, pero inevitablemente aparece una segunda oleada de personas que no estuvieron en el centro del evento y quieren tomarse fotos. La policía lo permite, pero los sigue dispersando e idealmente se espera que antes de la 1 a.m. ya se hayan desocupado y cerrado las calles. Mientras, la policía da una mano moviendo las barricadas y entonces empieza la función. Ese turno de empleados comienza a las 11 p.m. del 31 y termina a las 7 a.m. del 1 de enero cuando se reabre el tráfico.

La tercera fase se hace durante el día y termina a las 4 p.m. y en esta se limpia la enorme cantidad de confeti que sigue cayendo de los techos.

Las tres fases involucran a 178 trabajadores del departamento y se estima que se recogen 40 toneladas de basura. “A nuestro empleados les gusta trabajar ese día. La gente termina muy satisfecha del trabajo hecho y antes o después pueden compartir con sus familias. Nuestros empleados son dedicados y solidarios. Se les paga como si fuera un día festivo”, comenta Pitts.

A veces los empleados alcanzan a ver en el suelo objetos de valor como billeteras o carteras pequeñas. Los guardan y los mandan a su sección de  ‘Lost and found’ a la que luego la gente puede acudir si por suerte se encuentra algo entre el confeti y el resto de desperdicios y botellas.

Con el incremento de las medidas de seguridad desde 2001 la gente ahora sabe que tiene que andar muy ligera de equipaje. Antes del 9-11 la gente podía llevar sillas y mesas plegables y cobijas. Ahora no pueden cargar mochilas de ningún tamaño, bolsas grandes de lona ni alcohol, confirmó el NYPD.

El Departamento de Sanidad tiene 9,857 empleados uniformados y civiles. De estos, hispanos hay 1,607 uniformados y 343 civiles.

El jefe Pitts todavía se prepara para la gran noche. Ya habrá tiempo de descansar y celebrar el año que viene.

Cifras sobre limpieza alrededor de Times Square