El candidato libertario Gary Johnson gana popularidad entre latinos conservadores

Con ideas conservadoras en lo fiscal y en contra de la intervención y los programas del gobierno, Johnson también favorece la "regularización" de los inmigrantes y defiende a los indocumentados diciendo que "usted y yo también cruzaríamos una frontera sin papeles si tuviéramos que darle de comer a nuestras familias y no encontrara trabajo".
Sigue a El Diario NY en Facebook
El candidato libertario Gary Johnson gana popularidad entre latinos conservadores
El libertario Gary Johnson, ya tiene un 16% del voto hispano.

Hay republicanos latinos que son conservadores en temas económicos o incluso, en temas sociales, pero que no soportan a Donald Trump por su obsesión antiinmigrante ni a Hillary Clinton por numerosas diferencias ideológicas aparte del tema migratorio.

Y cada vez más de ellos están considerando seriamente votar por un tercer partido y candidato: Gary Johnson, abanderado del Partido Libertario.

Gustavo Bujanda, un activista republicano de Dallas, Texas, que ha sido crítico por años de la actitud antiinmigrante de su partido, dijo que sólo votaría por Hillary Clinton si “el estado de Texas se vuelve competitivo y el voto vale la pena” pero que si no es así, lo hará por Johnson.

“Creo que las ideas libertarias están más alineadas con mis ideas económicas y de inmigración que el conservadurismo”, dijo Bujanda. “Para mí es un cálculo práctico, lo que está claro es que no votaré jamás por Trump”.

Johnson fue gobernador de Nuevo México durante ocho años (1995-2003) y aunque militó durante años con el partido republicano, recientemente lo dejó y lanzó su candidatura presidencial por ese partido, que preconiza las libertades individuales y promueve la moderación fiscal y eliminación de muchos programas del gobierno.

COBERTURA ESPECIAL DE LAS ELECCIONES

Hace apenas unas horas, Johnson dio una entrevista a CNN en la que criticó las ideas de Donald Trump de hacer deportaciones masivas, y dijo que su gobierno regularizará a los inmigrantes indocumentados, aunque no habló de una legalización con ciudadanía sino de “visas de trabajo”.

“Debemos aceptar a los inmigrantes”, dijo Johnson. “Ellos se esfuerzan mucho en trabajos que el resto no quiere. Si usted y yo tuviéramos que mantener a nuestras familias cruzando una frontera ilegalmente, también lo haríamos”.

Según su página web, Johnson se opone a la “amnistía”, pero afirma que “debemos enfocarnos en crear un sistema más eficiente para dar visas de trabajo, hacer revisiones de antecedentes e incentivar a los no ciudadanos a pagar sus impuestos, obtener prueba de empleo y asimilarse en nuestra sociedad.

Una reciente encuesta de Fox News Latino halló que Johnson tiene un 16% del apoyo latino, apenas un punto menos que el 17% que supuestamente apoya a Trump. El promedio que tiene Johnson en la población en general es de un 10% en las encuestas actuales, según la más reciente actualización en la página web del candidato.

Juan Hernandez, un asesor de campañas republicanas que trabajó con John McCain y siempre ha apoyado a candidatos presidenciales de ese partido -también conocido como comentarista de televisión y prensa- ahora trabaja con la campaña de Johnson ayudándolo con el voto hispano como director de su “consejo latino”.

Hernández, quien también es activista cristiano, dijo que hasta la convención republicana “tuve la esperanza de que algo pudiera hacerse para impedir que Trump fuera candidato, pero no fue así, el partido sucumbió al señor de los reality shows”.

“Creo que aplaudir a Trump y elevarlo como candidato es como aplaudir a alguien que entra a un avión con una pistola para secuestrarlo”, dijo Hernández. “Es el candidato más peligroso e insultante que he visto en mi vida”.

Para Hernandez, Johnson tiene un potencial interesante entre muchos votantes hispanos.

“Los hispanos somos gente de familia y de fe, pero también somos gente muy tolerante a los que no nos gusta que el gobierno se meta en nuestras vidas”, indicó. “Yo creo que ese mismo espíritu migrante y de trabajo nos hace pedirle al gobierno que se quite de en medio y no se meta ni en nuestro dormitorio, ni en nuestros bolsillos”.

Johnson tiene previstas una serie de visitas a comunidades hispanas y a la frontera, dijo Hernández, quien dijo que se sentía satisfecho ante la “dignificación de los inmigrantes” que ha encontrado dentro de la campaña del libertario.

Melissa Salas Blair, una veterana y activista conservadora residente en Georgia que antes militó en el partido republicano, dijo que ella piensa votar por Johnson.

“Y no soy la única, hay muchos latinos conservadores que conozco que van a hacerlo”, apuntó.

Johnson está intentando subir en las encuestas para lograr ser incluido en los debates presidenciales, para lo que, según las reglas de la comisión de debates, requiere un 15% del favoritismo en las encuestas.

https://s.graphiq.com/rx/widgets.js

Las ideas de Gary Johnson

Gobierno e impuestos :  Cree en la reducción del tamaño del gobierno, es decir, en una reducción de gastos y del tamaño de la burocracia, pero también de los programas gubernamentales. Ha dicho que reducirá el presupuesto nacional en al menos 20% y que eliminará departamentos como el de Comercio y Educación, así como el Servicio de Impuestos.

Favorece eliminar los impuestos sobre ingresos y los impuestos a corporaciones y crearía un solo impuesto federal para el consumidor, es decir, un impuesto que sería el equivalente a un “impuesto de compra nacional” (sales tax).

Aunque tradicionalmente los libertarios están en contra de los reglamentos del gobierno, Johnson favorece algunos reglamentos, en particular los que protegen el medio ambiente y ha dicho que estaría dispuesto a usar su autoridad ejecutiva si el Congreso no actúa en los asuntos deimportancia.

Libre Comercio: Aunque ha criticado los tratados que “sólo ayudan a las grandes corporaciones”, ha dicho que apoya el TPP o Transpacific Partnership y está de acuerdo con los beneficios del libre comercio y del libre mercado. Fue partidario del Tratado de Libre Comercio TLC o NAFTA.

Programas de gobierno: En general, Johnson favorece una reducción de todo tipo de programas de gobierno, no sólo el “welfare” sino Medicaid, Medicare y el gasto militar. Daría el control a los estados en vez del gobierno federal.

Política internacional: Está en favor de legalizar la marihuana y contra el uso de los “drones” o aviones teledirigidos para realizar ataques militares.

Se opone a la intervención militar e Siria y cree que Estados Unidos debe aceptar una “parte justa” de los refugiados sirios.

Favorece recortar en más de 40% el presupuesto militar con la excepción de beneficios a veteranos.

Seguridad Nacional: Ha dicho que está “en contra del intervencionismo”. Apoyó la intervención en Afganistan tras los ataques del 911 pero ahora dice que hay que salir completamente de ese país.

Condena el extremismo islamista pero señalan que no se debe incluir a toda la religión mahometana en esas definiciones.

Medio Ambiente:  Apoya el trabajo de la Agencia de Proteccion Ambiental EPA, cree en la existencia del cambio climático aunque se ha opuesto a medidas como “cap and trade”.

Salud Se opone a la intervención el gobierno en mandatos o controles del sistema sanitario y es crítico de Obamacare, la ley de reforma de salud que se aprobó durante el gobierno de Obama. Dijo que “destruirá la economía” del país.

Inmigración: Es crítico de las plataformas de Donald Trump y de las deportaciones del Presidente Obama

Facilitará en lo posible la regularización de documentos migratorios para los individuos indocumentados que no tengan un record criminal. Ha dicho que hay que facilitar la entrada de trabajadores y que no debe de haber “cuotas” gubernamentales.

También apoya un camino a la ciudadanía y una “aceptación” de los inmigrantes.  Se opone a medidas y retóricas anti inmigrantes y considera ofensivo uso del término “anchor baby” para definir a los hijos ciudadanos de indocumentados en Estados Unidos.