Casi 200 periodistas y escritores mexicanos envían carta solidaria a colegas en Estados Unidos

"Ustedes han estado con nosotros durante las horas más oscuras de la libertad de prensa en México y, aunque nunca pudimos creer que este día vendría, ahora estamos con ustedes", reza la declaración.
Casi 200 periodistas y escritores mexicanos envían carta solidaria a colegas en Estados Unidos

Durante décadas, periodistas de los Estados Unidos se han solidarizado –y han reporteado- sobre los asesinatos de periodistas y violaciones a los derechos humanos y la libertad de expresión en México.

Ahora, los periodistas del lado mexicano están devolviendo el gesto con “incredulidad” ante lo que sucede en Estados Unidos: los ataques contra los medios por parte del gobierno de Donald Trump, quien los ha calificado de “enemigos del pueblo estadounidense”.

En una carta que está recibiendo más firmas cada día y que ya suma casi 200, los periodistas mexicanos se solidarizan con los estadounidenses ante los ataques del gobierno de Donald Trump y expresan: “nunca creímos que este día llegaría”.

La misiva se titula: “Periodistas mexicanos en solidaridad con los periodistas estadounidenses”. 

“En este momento en el que vemos un asalto implacable, sin precedentes a la libertad de prensa de los Estados Unidos por parte de la administración Trump, los periodistas, escritores y editores mexicanos nos solidarizamos con ustedes mientras continúan haciendo su vital trabajo”, reza la carta de la organización PEN International.

La carta fue redactada por Jennifer Clement, presidenta de la organización, una estadounidense que ha vivido casi toda su vida en México y que desde la ciudad de México observa con gran preocupación lo que ocurre en su país de nacimiento.

Pen International es una asociación mundial de escritores fundada en 1921 para promover la amistad y la cooperación intelectual entre escritores de todo el mundo y luchar por la libertad de expresión. Más información y para sumarse a PEN como miembro visitar su página aquí.  También tienen capítulos en diversos países, hay un PEN México y un PEN America (Estados Unidos).

Clement, laureada escritora y periodista, habló telefónicamente con La Opinión sobre la carta desde su casa en la Ciudad de México:

L.O. ¿De donde surge la idea de esta carta?

J.C. Cuando yo era presidenta de PEN México fue una época muy difícil, entre 2009 y 2012 mataron a muchísimos periodistas en México. Claro que no ha parado, la semana pasada mataron a un periodista en Guerrero. Pero una cosa que me conmueve es la solidaridad entre los periodistas mexicanos y norteamericanos.

En México nos hemos jugado la vida y nos han matado. Allá no se están jugando la vida como sucede en México, pero que un presidente diga que la prensa es el enemigo no ha pasado jamás.  Y como presidenta de PEN International, me preocupa mucho que USA esté dejando de ser un ejemplo a seguir. Sin este gran ejemplo, otros países se van a volver más duros contra el periodismo. Yo tengo que ocuparme de ayudar a periodistas o escritores perseguidos en Hungría, Nicaragua, Rusia, países donde se ha perdido la libertad de expresión. Era maravilloso poner a Estados Unidos como el gran ejemplo.

(Y agrega en inglés): “Freedom of expression is in danger in the land of the free”.

L.O. ¿Creen ustedes que la situación puede ponerse peor en Estados Unidos?

J.C. Nosotros sabemos a dónde lleva todo esto, la idea de la carta era menos para enfocarnos en temas políticos, criticar el muro y todo eso, sino más bien un acto de solidaridad amorosa de gremio a gremio. Desde que sacamos la carta hace un par de días la lista no para de crecer, nadie aquí lo puede creer.

Para leer la carta completa y ver la lista de firmantes puede visitar esta página.

Clement dice que los periodistas de Estados Unidos han hecho un trabajo muy importante en México y que algunos de ellos dieron primicias de casos muy graves, como es el caso de Marjorie Miller, de la agencia AP, que descubrió el caso Tlaclaya, un asesinato masivo por parte de militares mexicanos.

Menciona además a Ginger Thompson, ex corresponsal del NY Times en México, Francisco Goldman, escritor y periodista de The New Yorker y Alfredo Corchado, periodista del Dallas Morning News que creció en la frontera, del lado estadounidense, pero de familia mexicana, todos los cuales han hecho importantes trabajos periodísticos sobre la situación de derechos humanos y violencia en México.