Aumenta la violencia contra la comunidad LGBT en NYC

Denuncian la agresión contra dos personas transgénero y activistas exigen mayor protección del NYPD
Aumenta la violencia contra la comunidad LGBT en NYC
Nayra Berrios y su amiga, Gabriela Andrade fueron atacadas en el Mc Donald's por ser transexuales en Queens.
Foto: Mariela Lombard / El Diario NY

El pasado 17 de marzo, Naira Berríos y Gabriela Andrade caminaban por la calle 82 con avenida Roosevelt, en Jackson Heights, Queens, cuando un hombre comenzó a agredirlas verbalmente por ser mujeres trangénero.

El sujeto, quien según les informó la Policía era de origen irlandés, no solo le lanzó epítetos y ofensas, sino que terminó golpeándolas, dejando a una de ellas con heridas en el rostro, una mano y el cuerpo, y a la otra con daños en una pierna, lo que le significó una seria intervención quirúrgica.

“Cuando veníamos cruzando para el McDonalds el hombre nos gritó muchas palabras obscenas por la manera en que nos vemos y se nos pegó de frente. Luego nos lanzó bolas de hielo y nos agarró a las dos por el cuello y nos tiró al piso. Él me cayó en la pierna y nos agarró a puños y patadas”, contó la puertorriqueña Naira, de 31 años, quien pensó que la iban a matar.

“Yo traté de defenderla, pero luego el hombre se regresó con un tubo de metal y otra cosa y le tiró con eso a mi amiga y me dio a mí en la cara para dañármela, pero me pude cubrir y me dio en la mano”, agregó Gabriela, quien comentó que no sólo le dolió la indiferencia de la gente, pues a excepción de una joven, nadie hizo nada, sino la actitud de la Policía.

“Se tardaron más de 20 minutos en llegar y un detective vino a hacerme la misma pregunta 20 veces, de diferentes maneras, como queriendo que yo dijera algo que él quería escuchar”, agregó la boricua, quien pidió a la NYPD mejor trato para ellas.

El ataque a estas mujeres transgéneros es uno de los casos más recientes registrados contra la comunidad LGBT en la Gran Manzana, que al igual que otros grupos minoritarios ha sido víctima en los últimos meses de un incremento en los crímenes de odio, atribuidos, en gran parte, a la retórica del presidente Donald Trump.

Según datos del Departamento de Policía de Nueva York (NYPD), en los primeros tres meses del años se registraron 128 casos de crímenes de odio en la ciudad, 62 más que en el mismo periodo del 2016. De ellos, 17 fueron ataques contra personas de la comunidad LGBT, 15 más comparados al año pasado.

Jennifer Louis López, directora ejecutiva de la organización Everything Transgender de Nueva York, resaltó que las autoridades no están garantizando la protección que las personas transgénero se merecen, y destacó que el clima de odio exacerbado por la retórica de Donald Trump ha contribuido a que haya más ataques.  “Hemos visto que pasa más y hay números alarmantes”, aseguró la activista.

Señalan fallas en la Policía

María Muñoz, estudiante de la Universidad de Columbia que presenció el ataque y defendió a las mujeres transgénero agredidas, también coincidió en que actualmente los miembros de la comunidad LGBT son más vulnerables.

Nelson Mandela dijo una vez que ‘negar a la gente sus derechos humanos es retar su propia humanidad’ y hoy más que nunca, la gente transgénero en nuestra comunidad enfrenta injusticias y se les niegan sus derechos humanos básicos”, comentó la joven ecuatoriana, quien señaló fallas en el NYPD y el sistema jurídico de la ciudad.

“La fuerza policial está fallando en protegerlas, respetar sus identidades y su género”, dijo Muñoz. “Y tenemos un sistema judicial que permite que un hombre que cometió un delito semejante salga libre con sólo pagar 2,000 dólares de fianza”.

Vianey García, representante de la organización Make the Road New York, no sólo hizo la denuncia del caso de Berríos y Andrade, sino que también pidió a la comunidad que se una para defender los derechos de las personas transgénero. “Esto no puede seguir pasando”, dijo, sumándose al clamor de que la Policía tenga más respeto hacia las personas LGBT.

Entre tanto, el concejal Daniel Dromm no sólo se mostró preocupado por los ataques de odio que las personas transgénero han venido sufriendo, sino también por la manera en cómo la Policía maneja los casos, por lo que pidió que se intensifique el entrenamiento dentro del NYPD en temas LGBT.

“Cuando los crímenes de odio se cometen contra personas transgénero, el NYPD hace bien su labor de investigar, pero el problema es la percepción y la recepción que las mujeres transgénero reciben cuando hablan inicialmente con los oficiales”, dijo el político, advirtiendo que en muchos casos hay preguntas incómodas y las señalan de ser prostitutas. “Tenemos que cambiar esa percepción en el Departamento de Policía, porque hay un montón de historias de oficiales preguntándoles cosas inapropiadas”.

Ante los señalamientos, el NYPD se defendió y aseguró que la Uniformada cuenta con una Unidad Contra Crímenes de Odio que investiga cualquier acto ilegal o cualquier ofensa motivada por asuntos de raza, religión, género y orientación sexual, incluyendo a las personas transgénero. “Desarrollamos y afianzamos programas nuevos y existentes y proveemos entrenamiento”, agregaron.

Sin embargo, Naira Berríos no está convencida en que la Uniformada las está protegiendo. “Hay muchas ‘trans’ que han sido asesinadas y la cosa queda así, pero si fuera una mujer o un hombre ‘straight’ ahí sí seguirían buscando, porque para Nueva York y para la Policía, las transexuales no valemos nada, ellos nos ignoran, como que ustedes se lo buscaron, ustedes son así y es culpa de ustedes”, concluyó, decepcionada.

Crímenes de odio en 2017:

  • 128 casos en total de crímenes de odio fueron reportados en los primeros tres meses del año.
  • 62 casos más que los registrados en el mismo periodo del 2016.
  • 17 de los casos fueron ataques contra personas gay o de la comunidad LGBT.
  • 6 casos registrados contra personas trans.
  • 15 casos más contra personas LGBT que el mismo periodo del 2016.
  • 31 arrestos se habían realizado del total de los 128 casos.

Dónde pedir ayuda:

  • Si necesita ayuda o es víctima de ataques o abusos por su orientación sexual, puede llamar al Anti-Violence Project al 212-714-1141
  • También puede llamar a la línea 311 y pedir transfer a la Comisión de Derechos Humanos y poner quejas por discriminación o hechos de odio.
  • Si siente que está en inminente peligro llame al 911