Marchan para romper silencio sobre violencia doméstica entre adolescentes

Se estima que 1 de cada 3 jóvenes reportan algún tipo de abuso en relaciones románticas

¡Mantente al día con las noticias de interés de los Hispanos!

Sigue a El Diario NY en Facebook

Marchan para romper silencio sobre violencia doméstica entre adolescentes
Stephanie Rodriguez con Kathy Huarcaya y Julia Vazquez de Trinig Healing Center se preparan para la sexta marcha de concientizacion del abuso domestico y el bullying entre adolecentes.
Foto: Mariela Lombard / El Diario NY

Seis meses después de comenzar su relación, la pareja de Sofía comenzó a quitarle el teléfono y eliminar a todos los amigos hombres que tenía en Instagram y Facebook, además de borrar todas las fotos con amigos del sexo opuesto en sus redes sociales.

“Eso rápidamente se convirtió en un patrón de comportamiento de control y yo me sentía que no podía tener amigos en ‘la vida real’ o en las redes sociales”, contó Sofía mediante un testimonio escrito.

Pero todo empeoró cuando ella lo dejó. Su pareja comenzó a llamarla constantemente usando una aplicación que cambiaba su número. Peor aún, el patrón de control se convirtió en uno de hostigamiento, y el chico accedió a la cuenta de iCloud de Sofía y la podía localizar en todo momento, según contó la joven, cuyo nombre fue cambiado por su protección.

Sofía cambió sus contraseñas pero eso no paró el acoso. Luego que la persiguiera a su casa y la amenazara que si no estaban juntos se iba a suicidar, Sofía lo reportó a la Policía.

“Yo creo que todo comenzó con el acceso a mis cuentas digitales, y dejar que controlara ese aspecto de mi vida”, dijo la joven.

Muchas veces la violencia doméstica se ve sólo como el abuso que ocurre dentro de un hogar, pero la realidad es que el hostigamiento se puede dar en varias formas y son las jóvenes de 16 a 24 años el grupo que vive los niveles más altos de violencia por una pareja íntima.

El abuso se ha hecho más intenso en la era digital ya que al igual como un estudiante no puede escapar el ‘bullying’, una persona no puede librarse del acoso de su pareja o expareja cuando usa las redes sociales.

Alzan la voz

Para denunciar este tipo de maltratos, se espera que este sábado cientos de sobrevivientes, jóvenes, padres y educadores, participen en la Sexta Caminata de Concientización sobre la Violencia entre los Adolescentes, una marcha que cruzará el Puente de Brooklyn hasta las escalinatas de la Alcaldía, y que es la única demostración de este tipo que se hace en la Gran Manzana en contra de la violencia en el noviazgo adolescente.

“Yo no estaba consciente de lo mucho que esto pasaba en la vida de los adolescentes”, dijo una sobreviviente del abuso de su pareja íntima  quien no compartió su nombre. “Yo no podía identificar qué era el abuso”, expresó en un testimonio escrito la joven de 17 años.

La víctima indicó que la primera vez que habló sobre su experiencia fue con el grupo ‘Daughters of the Lotus’ o las Hijas del Lotus, una organización de niñas entre 13 y 15 años que convoca The Healing Center para que aprendan de la violencia de género en sus comunidades. Este centro ayuda desde niños de 4 años que han sido testigos de la violencia doméstica hasta ancianos que han sido abusados, y se distingue por su personal bilingüe y enfoque en ver lo que significa el abuso en un contexto religioso.

“Muchos padres creen que tienen que tener dos conversaciones con sus hijos: El de las drogas y la del sexo”, dijo Stephanie Rodríguez, organizadora de la juventud para el centro. “Pero no, antes de hablar de sexo, se debe de hablar de las relaciones”, expresó la bailarina de 28 años quien comenzó como voluntaria ofreciendo danza-terapia al grupo de las Hijas del Lotus, organización que comenzó la marcha hace 6 años.

La residente de Sunset Park, Brooklyn, de donde provienen la mayoría de sus clientes, contó en las oficinas del centro que como una sobreviviente de violencia doméstica, el poder hablar del tema es una forma para ella misma sanar.

Parte de su trabajo es ofrecer talleres en las escuelas para ayudar que los adolescentes identifiquen patrones de abuso como el monitoreo constante, aprendan sobre el consentimiento, y sepan lo que es una relación saludable.

“La agresión sexual, la violencia en los noviazgos adolescentes, o entre parejas es definitivamente muy necesario en las clases de salud”, indicó Rodríguez.

Fallas en la educación

The Healing Center forma parte de una coalición liderada por el grupo Day One, que busca que mediante un mandato estatal se obligue a las escuelas públicas de Nueva York a incluir en clases de salud el enseñar sobre cómo tener relaciones saludables. En agosto del 2011, el Departamento de Educación de la ciudad creó un mandato que incluye este tipo de educación en el currículo de salud pero es sólo para estudiantes de escuelas intermedia y superior.

Rodríguez cuestionó que el currículo debería abundar en el tema más y la conversación debería comenzar antes de la escuela intermedia a los 10 y 11 años. “Cuando vamos a la escuela superior a veces es prevención, pero la mayoría de las veces es intervención”, indicó.

“El reto que enfrenta Day One es que los jóvenes no tienen el lenguaje para pensar y expresar la experiencia que están viviendo y nadie le está proveyendo los signos de advertencia de comportamiento abusivo”, dijo la directora ejecutiva de Day One Stephanie Nilva.

Además del componente de educación, la organización está abogando por leyes que tomen en cuenta cómo el abuso entre los adolescentes ha cambiado por las redes sociales. Nilva indicó que casi todos los clientes de One Day tienen un componente de acoso digital.

Mientras que las leyes estatales protegen cuando alguien toma video sin tu consentimiento, la llamada ‘porno venganza’ o el diseminar fotos que uno compartió con la expectativa de privacidad, no es ilegal en el estado de Nueva York.

El asambleísta estatal Edward Braunstein introdujo una propuesta de ley que haría esto un crimen menor tipo A con una multa de $30,000. Pero como la legislatura se ha tardado en pasar la ley, el concejal Rory Lancman presentó un proyecto local en el Concejo Municipal que impone a los responsables una multa de $2,000, un año en prisión, o ambos. El Concejo está limitado en imponer la gravedad del crimen.

Aunque uno pensaría que desconectarse sería una buena opción, las redes sociales son los vecindarios de los adolescentes, según explica Nilva, y removerlos les quita su red de apoyo.

“La respuesta tiene que satisfacer la realidad de los jóvenes”, expresó.

Además, para construir un caso contra un abusador, los mensajes son una de las formas más importantes para coleccionar evidencia.

Acciones de la Ciudad

La Oficina para Combatir la Violencia Doméstica del Alcalde indicó que han hecho de la prevención y educación un componente importante de la manera cómo se combate el acoso entre jóvenes, dirigiendo la Academia de Relaciones Saludables en la Ciudad de Nueva York, la cual provee educación y entrenamiento para adolescentes, padres y organizaciones que proveen servicios para jóvenes.

El año pasado la academia creó un  programa que se dedicaba específicamente para los niños en cuido adoptivo.

Según Michael Sidman, director de comunicaciones de esa oficina, en el 2016 la academia ofreció 737 talleres en relaciones saludables con 11,500 jóvenes, padres y personal profesional. Estos talleres están disponibles en español y se ofrecen en escuelas, a grupos religiosos, centros de detención juvenil y otros programas.

Sidman dijo además que el mejor recurso de la Ciudad para defender a los jóvenes que han sido víctimas son los Centros de Justicia Familiar. Estos se encuentran en los cinco condados y tienen todos los recursos que un sobreviviente necesita incluyendo servicios legales y sociales.

“Estos servicios son gratis y confidenciales. Todos están bienvenidos a pesar de su estatus migratorio. No se necesita una cita”, dijo en una comunicación a El Diario.

 

Detalles de la marcha:

Cuándo: Sábado, 22 de abril.
Dónde: Comenzando en Cadman Plaza y la calle Tillary, en Manhattan.
Hora: Registración es de 9:00 a.m. a 11:00 a.m; conferencia de prensa en las escalinatas de la Alcaldía comienza a las 1:00 p.m.

Definiendo la violencia entre parejas:

  • Abuso físico: golpear, empujar, patear.
  • Abuso emocional: amenazas, llamadas con sobrenombres, gritos, ridiculización, propagación de rumores, aislamiento, intimidación, y más recientemente, el uso de la tecnología para hostigar o intimidar por mensajes de texto, llamadas y/o intimidación o monitoreo a través de sitios de redes sociales.
  • Abuso sexual: el tocar o besar sin consentimiento, ser obligado o coaccionado en hacer actos sexuales.

Abuso entre adolescentes en cifras:

  • 1 de cada 3 adolescentes a nivel nacional reportan algún tipo de abuso en relaciones románticas.
  • 50% de las personas de 14 a 24 años han sido víctimas de comportamiento abusivo digital.
  • 22% de jóvenes entre las edades de 14 a 24 dijeron que sienten que sus parejas supervisan sus actividades demasiado.
  • 1 de cada 10 adolescentes en la ciudad de Nueva York ha tenido una relación física o sexualmente abusiva en el pasado año.
  • 3% o menos de los jóvenes que han sufrido violencia entre parejas se lo han reportado a un maestro, policía, o consejero y sólo 6% se lo reporta a un familiar.

Recursos de ayuda:

  • Llame al 1-800-621-HOPE para la Ciudad de Nueva York Violencia Doméstica Línea Directa, o llame al 311 y pregunte por la línea directa de la violencia doméstica.
  • Si usted está en peligro inmediato, llame al 911
  • Day One: 212-566-8120 o info@dayoneny.org
  • The Healing Center: 718-238-5138 o info@thehealingcenterny.org

 

Centros de Justicia Familiar:

  • NYC Family Justice Center, Bronx, 198 Este de la calle 161  2do piso

718-508-1220

 

  • NYC Family Justice Center, Brooklyn, 350 de la calle Jay

718-250-5111

  • NYC Family Justice Center, Manhattan, 80 de la calle Centre212-602-2800

 

  • NYC Family Justice Center, Queens,  126-02 de la avenida 82718-575-4545

 

  • NYC Family Justice Center, Staten Island, 126 Stuyvesant Place718-697-4300

Te recomendamos