Buscan en NYC a víctimas del conflicto colombiano para repararlas

Quienes hayan sufrido abusos de la guerrilla, paramilitares o el Estado, tienen hasta el 10 de junio para registrarse en el consulado y reclamar
Buscan en NYC a víctimas del conflicto colombiano para repararlas
Colombiano Ernesto Fidel Carpio en su casa en Queens.
Foto: Mariela Lombard / El Diario NY

Colombia sigue adelante en su proceso de paz con la guerrilla de las Farc, que incluye reparación económica a las víctimas del conflicto, por lo que el Consulado de ese país en Nueva York está haciendo un llamado para que aquellos connacionales que sufrieron abusos, se registren antes del próximo 10 de junio, cuando vence el término para poder presentar sus declaraciones.

“Aquellas personas que se consideren víctimas del conflicto armado, bien por agentes del Estado, por la guerrilla o los paramilitares, después del 1 de enero de 1985, tienen derecho a ser reconocidos como víctimas, y dependiendo del hecho victimizante, a una compensación, por lo que deben acercarse al consulado de Manhattan o las de Nueva Jersey al de Newark”, comentó María Isabel Nieto, consul de Colombia en Nueva York, agregando que todas las diligencias se pueden hacer desde el exterior.

“Ellos solamente necesitan dar una declaración que va a Colombia para ser corroborada y luego son inscritos en el Registro único de víctimas, donde tienen además derecho a la restauración de su tierra, si fue despojado de ella, y para eso no necesitan regresar al país”, comentó la funcionaria. “Sabemos que nunca es suficiente nada en medio de tanto dolor, pero es un gesto de reconocimiento que hace el Estados y eso es importante”.

La consul explicó además que pronto se elegirá, dentro de las organizaciones de víctimas que se inscribieron, a dos delegados del exterior a la Mesa nacional de víctimas, que se ocupará de plantear una política pública sobre atención y tratamiento de las víctimas.

Ernesto Fidel Carpio, una de las 187 víctimas del conflicto que se ha registrado en Nueva York, hizo un llamado a quienes vivieron en carne propia los estragos de la guerra interna de su país a que se beneficien de la ley de reparación, aunque admitió que la compensación es muy baja.

“Es importante que la gente reclame ese incentivo remuneratorio, aunque creo que el gobierno debió hacer un consenso mayor, como hizo con los líderes de la guerrilla, porque muchos dejamos todo tirado allá y hoy no gozamos de pensión ni de nada, como si no hubiéramos sufrido el desarraigo”, dijo el colombiano, quien abandonó su país en el 2003 junto a su esposa y sus tres hijos menores, tras amenazas de muerte por ser líder sindical en la Costa Atlántica.

“Me hacían seguimiento. Me llamaban y me decían que si no me mataban a mi me iban a matar a uno de mis hijos para que me doliera bastante. Tenía que estar encerrado en la casa con vidrios blindados, sin poder salir sin escoltas. No había vida, era un infierno”, recordó el abogado.

Asimismo Luz Giraldo, quien fue víctima de las llamadas “vacunas” (extorsiones) de las Farc, mientras se desempeñaba como ingeniera civil en Colombia, aseguró que sigue luchando para recibir su compensación, aunque cree que cualquier cantidad que le den a las víctimas jamás va a ser suficiente. “Esta reparación implicaría por lo menos una esperanza simbólica de tener un poco económicamente de lo que le quitaron a uno”, destacó.

La consul de Colombia advirtió que aquellos connancionales que no tengan un estatus migratorio definido en Estados Unidos, no tienen de qué preocuparse a la hora de reclamar su reparación.

“No nos importa el estatus, eso ni lo preguntamos. Lo único que nos basta es el testimonio para que entren al registro único de víctimas en un período de 60 días y se le empieza a tramitar el pago, que se demora un par de meses”, concluyó la funcionaria.

Datos

  • 10 de junio de 2017 vence plazo para registrarse
  • 187 víctimas del conflicto se han registrado en Nueva York
  • 50% ha aumentado en 2017 el registro de víctimas en Nueva York
  • 10,652 víctimas se han registrado en el exterior
  • 984 víctimas registradas en Estados Unidos
  • $5,000 es en promedio el pago de reparación