Impulsan leyes para desalentar que jóvenes fumen hookah

Esta modalidad de fumar  se ha duplicado entre los jóvenes hispanos y más que triplicado entre los adolescentes de raza negra
Impulsan leyes para desalentar que jóvenes fumen hookah
Los jóvenes entre 18 y 20 años de la ciudad de Nueva York son los más propensos a fumar hookah.

NUEVA YORK.- En el marco de los esfuerzos de la ciudad por mantener el aire libre de humo de los fumadores, este miércoles fueron presentados dos proyectos de ley esta vez combatir el uso hookah, un instrumento para fumar de origen persa que se ha popularizado entre los jóvenes particularmente.

Los proyectos de ley 1075-A y 1076-A, fueron patrocinados por el concejal Ydanis Rodríguez, y buscan proteger a los jóvenes de ser susceptibles a fumar y los riesgos de salud consecuentes.

“Tenemos que abordar el tema del uso de hookah en nuestra ciudad y debemos hacerlo ahora. Hay que enfrentar el problema antes de que salga de nuestras manos”, declaró Rodríguez.

El concejal enfatizó que Nueva York, a nivel municipal y estatal, ha logrado reducir el uso de cigarrillos y sus impactos a la salud de los neoyorquinos.

“Ahora con el uso de hookah, nos enfrentamos a desafíos similares como un mayor uso popular, publicidad que atrae a los jóvenes y un público que sabe poco acerca de las consecuencias de su uso”.

Según Rodríguez, cuarenta minutos de fumar hookah es igual a 120 cigarrillos. “Como con los cigarrillos, nuestras comunidades de color son las más afectadas. En la última década, el consumo de hookah ha más que duplicado entre los jóvenes hispanos y más que triplicado entre los jóvenes de raza negra”.

De acuerdo a datos del Departamento de Salud e Higiene Mental, los neoyorquinos entre 18 y 20 años de edad son tres veces más propensos a fumar hookah que las personas de 21 años de edad o más.

El concejal explicó que los proyectos de ley 1075-A y 1076-A requerirán advertir de los riesgos para la salud asociados con fumar hookah en lugares donde se consuma y elevar la edad para el uso de 18 a 21 años de edad.

Rodríguez agregó que también se debe tener en cuenta los impactos indirectos de la salud del humo de la hookah en los trabajadores de los establecimientos donde se consuman.

“Están expuestos a partículas dañinas y sustancias tóxicas que pueden causar cáncer, enfermedades cardiovasculares y disminución de la función pulmonar”.

El edil se congratuló con su homólogo Corey Johnson, que preside el Comité de de Salud del Concejo y con el concejal Vincent Gentile, que está patrocinando el proyecto de ley 139-C que incluiría la hookah en el ‘Smoke Free Air Act’, regulando así su uso en bares, restaurantes y otros lugares.

En agosto pasado el Concejo Municipal aprobó un paquete de siete leyes que pretenden proteger a los no fumadores y de paso desincentivar el número de consumidores. El precio de la cajetilla de cigarros tendrá un incremento superior al 20% y pasará de $10.50 a $13, y el costo de la licencia de expendio por dos años aumentará en más de 80%, pasando de $110 a $200.