El pleitazo entre Trump, Jimmy Kimmel y Trump Jr.

El presidente pide cobertura justa en TV y el presentador responde con una petición que molesta a Donald Jr.
El pleitazo entre Trump, Jimmy Kimmel y Trump Jr.
Los tres intercambiaron mensajes en Twitter.
Foto: Getty Images

Como parte de su crítica a los medios de comunicación, el presidente Donald Trimp lanzó un mensaje en Twitter  a los presentadores programas nocturnos.

“Los conductores de programas nocturnos tienen un acuerdo con los demócratas para sus ya nada ‘divertido’ y repetitivo material, ¡siempre anti Trump! ¿Deberían de darnos el mismo espacio?”, escribió el mandatario en Twitter.

Jimmy Kimmel, conductor de “Jimmy Kimmel Live!”, quien ha sido uno de los principales críticos del mandatario y sus políticas, le respondió al republicano en la misma red social, con un mensaje lleno de sarcasmo y una fuerte petición.

“¡Excelente punto señor Presidente! Usted debería renunciar a ese aburrido trabajo – Lo dejaré tener mi programa TODO para usted #MAGA”, publicó el conductor.

Esa respuesta no le gustó al hijo mayor del presidente, Donald Trump Jr., quien quiso desviar la conversación preguntando por el escándalo sexual del productor de Hollywood, Harvey Weinstein.

“¿Alguna opinión sobre Harvey Weinstein? #preguntandoporunamigo”, publicó Trump Jr.

Sin embargo, Kimmel respondió con sarcasmo y luego fue directo al grano a la pregunta.

“Te refieres a la gran historia del decadente, liberal y el unilateral @nytimes? Creo que es repugnante”, respondió el también comediante cuyo mensaje está ligado a la forma en que el presidente Trump se refiere al New York Times, cada que publica una historia contra su gobierno.

Los intercambios de mensajes han generado miles de reacciones de ambos lados.

Kimmel ha sido un fuerte crítico de la Administración Trump, pero uno de sus momentos álgidos fue cuando se pronunció contra la eliminación del Obamacare en mayo pasado, luego de anunciar que su hijo recién nacido había sido diagnosticado con un transtorno cardiaco.

Eso significaría que la “condición preexistente” del bebé no lo haría calificar para las nuevas reglas del plan de Salud propuesto por el mandatario.

Una larga lista de “condiciones preexistentes” se volvió parte de las discusiones en el Congreso durante la reforma sanitaria que, por ahora, no ha sido aprobada, pero se mantiene en la lista de proyectos prioritarios del presidente Trump.