Inversión récord para combatir crisis de opioides en Nueva York

Senadores neoyorquinos proponen destinar $265 millones de fondos provenientes del presupuesto estatal para prevenir y tratar el abuso de heroína y drogas opiáceas
Inversión récord para combatir crisis de opioides en Nueva York
Las muertes por sobredosis de opioides y heroína en el estado de Nueva York alcanzaron las 2,000 en 2016.
Foto: Archivo

Un grupo de legisladores neoyorquinos, que son miembros de la mayoría del Senado del estado de Nueva York, propuso este miércoles que se amplíe de forma significativa la inversión de fondos estatales destinados a luchar contra la crisis originada por el uso y abuso de opioides y heroína.

La propuesta, presentada en Albany, busca que se destine la cifra récord de $265 millones del presupuesto estatal para 2018-2019 para ayudar a todas las comunidades a combatir el abuso de opiáceos y que expandan las iniciativas de salud y seguridad de largo alcance para reducir los efectos nocivos del abuso de drogas en todos residentes del estado, desde los bebés hasta los adultos.

“La epidemia de opioides continúa teniendo un efecto devastador para todas las comunidades en Nueva York, por lo que hemos estado trabajando durante varios años para reformar las prácticas de prescripción, educar a los proveedores de salud y garantizar que las personas tengan acceso al tratamiento”, dijo el senador Kemp Hann (R).

“El paquete (presupuestario) sobre los opiáceos del Senado invierte más dinero, continúa construyendo sobre nuestros logros y realiza inversiones adicionales en prevención, tratamiento y recuperación,” agregó Hann.

Según dijo el senador Chris Jacobs (R), además de estar “estratégicamente orientados” hacia donde tendrán el mayor impacto en esta lucha: prevención, tratamiento y recuperación, estos recursos también “darán a las fuerzas del orden las herramientas necesarias para detener el flujo de sustancias ilegales en el estado”.

La Fuerza de Tarea Conjunta del Senado sobre Adicción a la Heroína y los Opiáceos (‘Senate’s Join Task Force on Heroin and Opioid Adiction‘), dirigida por los senadores republicanos Chris Jacobs, George Amedore y Fred Akshar, ha estado organizando foros en todo el estado con el fin de tener la oportunidad de escuchar la opinión de los miembros de la comunidad y de las partes interesadas que están involucradas directamente en la epidemia en curso.  Esto incluye a los proveedores de atención médica, las fuerzas del orden público, los educadores y los miembros de la familia.

La propuesta del Senado aumenta el apoyo del estado para los servicios relacionados con el trastorno por consumo de opioides a un nuevo récord de $265 millones, yendo más allá de la propuesta del Presupuesto del Ejecutivo 2018-19 de $228 millones.

Además de aumentar los fondos, el Senado está proponiendo medidas adicionales para reducir la exposición a los opiáceos entre los niños y adultos; limitar y proporcionar alternativas al uso de opioides; definir mejor las sustancias controladas para incluir drogas mortales como el fentanilo; vigilar a las mujeres embarazadas para prevenir y tratar la adicción en los bebés; alentar la recuperación exitosa para aquellos que luchan con la adicción; y proporcionar a las fuerzas del orden público nuevas herramientas para ayudar a que las drogas y los que las distribuyen salgan de las calles.

Se estima que durante el año 2016, en todo el estado de Nueva York, excluyendo a la Gran Manzana, el número de muertes relacionadas con los opioides aumentó a 1,990. Eso es más de 100 muertes comparando con los 1,879 fallecimientos registrados en 2015.