Pareja latina y un rabino acusados en Newark por prostituir a una menor

Enfrentan una condena mínima de 10 años de cárcel hasta cadena perpetua

A Richard Ortiz y su novia Gabriella Colón se les presentaron cargos por tráfico sexual de una menor de edad alrededor de varios estados del país, informó en un comunicado la fiscalía federal de Newark, New Jersey.

Junto a ellos fue acusado el rabino Aryeh Goodman (35), quien dirigía un centro religioso judío desde su casa en East Brunswick.

Goodman, de 35 años, fue acusado de ser cliente de Ortiz (22) y Colón (18). Los tres habían sido arrestados en febrero. 

De acuerdo con la fiscalía, entre enero y febrero de este año Ortiz y Colón, residentes de El Bronx, presuntamente obligaron a una menor de 17 años, de Pensilvania, a tener relaciones sexuales con varios individuos, incluyendo Goodman, en diversos hoteles en New Jersey.

La menor de edad habría tenido sexo con al menos 30 individuos en un mes, detalló el reporte.

La fiscalía explicó que, valiéndose de su amistad con la víctima, Colón supuestamente le convenció para que le visitara en su hogar en El Bronx, donde le informó que se prostituía para sostenerse económicamente ella y su novio.

Poco después Colón y Ortiz presuntamente llevaron a la víctima hasta un hotel en New Jersey, donde le tomaron fotos que colgaron en una página de internet para vender sus servicios.

La fiscalía detalló que con el dinero que obtuvieron compraron un coche Jaguar en el que transportaban a la menor entre Nueva York y New Jersey para tener encuentros con clientes.

Goodman, previamente registrado como ofensor sexual por otro caso, fue uno de los individuos que respondió al anuncio y ofreció pagar más dinero para tener más tiempo con la víctima.

El delito de tráfico sexual conlleva una sentencia mínima de 10 años de cárcel hasta cadena perpetua. Además, los acusados de transporte interestatal de una persona menor de edad con fines de prostitución enfrentan hasta el máximo de condena de cadena perpetua, de acuerdo con la fiscalía