Analizan 95 cadáveres hallados en sitio de construcción en Texas

Probablemente se trate de victimas de trabajo forzado, enterrados entre 1878 y 1910
Analizan 95 cadáveres hallados en sitio de construcción en Texas
Arqueólogos han tomado la zona
Foto: CAPTURA PIX11

Los arqueólogos que inspeccionaban un sitio donde se perfila la construcción de un centro educativo en Texas hicieron un descubrimiento sorprendente: los restos de 95 personas.

Se trata de personas negras que se estima fueron enterradas hace mucho tiempo y quizá hayan sido esclavos liberados obligados a trabajar en campos de trabajos forzados.

Los restos fueron hallados hace unos meses en Sugar Land, un suburbio al suroeste de Houston. Durante más de un siglo, estas tumbas estuvieron escondidas e intactas. Pero el descubrimiento anunciado esta semana de que es probable que contengan los restos de esclavos, destaca una era que ha sido olvidada en gran parte en la historia de EEUU, una época cuando la esclavitud era ilegal, pero muchos negros seguían esclavizados.

El terreno es propiedad del Distrito Escolar Independiente de Fort Bend, que está construyendo su nueva escuela técnica allí.

“Es una oportunidad extraordinaria para nuestra comunidad y nuestro distrito escolar para aprender mucho más sobre la historia de nuestra región local”, dijo el superintendente Charles Dupre en un comunicado, citado por Pix 11.

Reign Clark, gerente del proyecto arqueológico en el sitio, está de acuerdo. “Es una oportunidad única”, declaró a CNN. “Vamos a contar la historia de cómo fue vivir aquí, trabajar aquí y, en algunos casos, morir aquí”.

Los cuerpos fueron enterrados en cofres individuales de madera. De los analizados hasta ahora, todos menos uno son hombres.Los investigadores dicen que podrían haber sido tan jóvenes como de 14 años y tan viejos como de 70.

Probablemente fueron enterrados entre 1878 y 1910, destacó Clark. Desenterrar y analizar las 95 tumbas llevará tiempo: probablemente más de nueve meses de trabajo.

El activista Reginald Moore quiere que se levante allí un monumento para el grupo como una forma de restitución. “Estoy hablando por aquellos que no tenían voz, entonces y ahora”, le dijo a CNN. “Sentí que me llamaron para liberarlos”.