¿Qué significa realmente la luz que indica que debes revisar el motor?

¿Qué significa realmente la luz que indica que debes revisar el motor?

Vas conduciendo en tu auto o camioneta y de repente una luz amarilla se ilumina en el tablero y te dice que revises el motor. Si eres como la mayoría de los propietarios de autos, tienes poca idea de lo que esa luz está tratando de decirte o cómo debes reaccionar.

Este es el indicador más malentendido en el tablero de instrumentos: la luz de verificación del motor puede significar muchas cosas diferentes, desde una tapa de gasolina suelta hasta un motor que falla seriamente.

“No significa que tengas que empujar el auto hacia el costado de la carretera y llamar a una grúa”, dice Dave Cappert, del Instituto Nacional para la Excelencia en el Servicio Automotriz, una organización que prueba y certifica a los técnicos automotrices y tiene su sede en Virginia. “Eso significa que debes hacer que revisen el auto lo antes posible”.

Ignora esa advertencia y podrías terminar dañando componentes costosos. También puede ser una señal de que tu auto está obteniendo una economía de combustible deficiente y emitiendo niveles más altos de contaminantes.

Lo que significa la luz

La luz de control del motor es parte del sistema de diagnóstico a bordo de tu auto. Desde la década de 1980, las computadoras controlan y monitorean cada vez más el rendimiento del auto, regulando variables como la velocidad del motor, la mezcla de combustible y el tiempo de encendido. En los autos modernos, una computadora también le dice a la transmisión automática cuándo cambiar.

Cuando encuentras un problema en el sistema de control electrónico que no puedes corregir, una computadora enciende un indicador de advertencia amarillo que indica “revisar el motor”, “revisar el motor pronto” o “revisar el tren de potencia (powertrain)”. O la luz puede ser solo más la imagen de un motor, tal vez con la palabra “checar”.

Además de encender la luz, conocida como el símbolo internacional de verificación del motor, la computadora almacena un “código de problema” en su memoria que identifica la fuente del problema, como un sensor que funciona mal o un motor que falla. El código se puede leer con una herramienta de escaneo electrónico o una computadora de diagnóstico, equipo estándar en talleres de reparación de automóviles. También hay una serie de lectores de códigos relativamente económicos que están diseñados para personas que hacen el trabajo por sí mismos.

Por lo general, el código solo te apuntará en la dirección del problema y aún requiere que un profesional experimentado lo diagnostique y repare por completo. Con el costo de un taller que realiza un diagnóstico que cuesta alrededor de $90, muchos propietarios de autos están recurriendo al Internet para encontrar la causa y el remedio. Esto puede funcionar en algunos casos, pero en caso de duda, busca ayuda profesional.

Lo que se debe hacer con la luz de checar el motor

Si la luz de revisar el motor se ilumina, va a parpadear o se va a quedar prendida permanentemente, dependiendo del problema. Una luz parpadeante, o en algunos autos una luz roja en lugar de una luz amarilla o naranja, indica un problema que necesita atención inmediata. De cualquier manera, debes llevarlo a un mecánico para que lo revise.

En los autos de último modelo, una luz parpadeante generalmente indica un fallo de encendido del motor tan severo que se está descargando combustible sin quemar en el sistema de escape, donde puede dañar rápidamente el convertidor catalítico, lo que va a necesitar una reparación costosa. Si eso sucede, debes reducir la potencia y llevar el auto a un mecánico para que lo revise.

Si la luz es fija, el problema no es una emergencia, pero debes programar una cita lo antes posible. Las computadoras automotrices de hoy en día a menudo intentan compensar cuando hay un problema, por lo que es posible que no notes un deterioro en el rendimiento, a pesar de que el consumo de combustible podría estar peor y tu carro emita niveles inaceptables de hidrocarburos y otros contaminantes.

A largo plazo, el cliente puede dañar su propio bolsillo al dejar esa luz encendida e ignorarla”, dice Jim Collins, líder del equipo de entrenamiento nacional de Ford Motor Co. En algunos casos extremos, la computadora del auto puede reducir la energía para tratar de limitar el daño.

Si se enciende la luz de verificación del motor, aquí hay algunos consejos sobre lo que debes hacer:

Revisa para ver si hay un problema serio que requiera atención inmediata. Revisa los indicadores y luces del tablero de instrumentos para ver si hay indicios de baja presión de aceite o sobrecalentamiento. Estas condiciones significan que debes detenerte y apagar el motor tan pronto como puedas encontrar un lugar seguro para hacerlo. En algunos autos, una luz amarilla de checar el motor significa que hay que investigar el problema y una roja significa que debes detenerte en ese momento.

Intenta apretar la tapa del tanque de gasolina. Esto a menudo puede resolver el problema. Ten en cuenta que puede tomar varios trayectos antes de que la luz se apague. Algunos autos tienen un indicador separado que te advierte de una tapa de gasolina suelta.

Reduce la velocidad y la carga. Si la luz de control del motor está parpadeando o si observas algún problema grave de rendimiento, como una pérdida de potencia, reduce la velocidad e intenta reducir las demandas del motor. Por ejemplo, sería una buena idea dejar de remolcar un remolque. Lleva a revisar el auto lo antes posible para evitar daños costosos.

Usa los servicios de diagnóstico integrados, si están disponibles. Muchos autos modernos tienen capacidades de diagnóstico remoto integradas, con la capacidad de informar sobre códigos de problemas y programar una cita de servicio. Hoy en día, muchos fabricantes de automóviles, entre ellos Fiat Chrysler, Ford, Hyundai, Jaguar / Land Rover y Volvo, admiten diagnósticos remotos y la posibilidad de programar una cita de servicio.

Inscríbete para recibir Lo último – nuestro boletín mensual. Recibe contenido nuevo entregado directamente a tu correo electrónico.

Consumer Reports no tiene ninguna relación financiera con los anunciantes en este sitio. Consumer Reports es una organización independiente sin fines de lucro que trabaja junto a los consumidores para crear un mundo justo, seguro y saludable. CR no apoya productos o servicios y no acepta publicidad. Copyright © 2018, Consumer Reports, Inc.