4 cosas que pasan en tu cuerpo cuando dejas de comer carne

Si olvidarte de la carne está entre tus propósitos para 2019, esto te interesa
4 cosas que pasan en tu cuerpo cuando dejas de comer carne
La dieta vegetariana puede tener varios beneficios.
Foto: Unsplash

Apenas un cinco por ciento de la población en Estados Unidos es vegetariana y sólo un dos por ciento es vegana. En cifras, esto no es nada en comparación con países como India, donde prácticamente un 90 por ciento de la población está adscrita a uno u otro grupo.

Independientemente de que te unas al clan de los vegetarianos (que no consumen carne de ningún animal y algunos también evitan el huevo) o a los veganos (no consumen ningún producto de origen animal para comer o vestir), te diremos algunas cosas que le ocurren a tu cuerpo cuando dejas de comer carne.

Si entre tus propósitos para este 2019 está olvidarte de la carne o disminuir su consumo, esta información te será de ayuda.

Mejorar la salud

Gracias al incremento en el consumo de vegetales, edisminuyen los niveles de colesterol de alta y de baja densidad (conocidos comúnmente como colesterol “bueno” y “malo”). La normalización de este biomarcador trae consigo otras consecuencias positivas, como una menor probabilidad de sufrir enfermedades cardiovasculares e infartos, debido a la mejor circulación sanguínea. Además, los antioxidantes presentes en frutas y verduras también actúan como protectores del corazón y disminuyen los niveles de inflamación general del organismo.

Perder peso

¿A quién le caería mal perder 7.5 libras de peso? A nadie. Pues bien, de acuerdo con el Journal of the Academy of Nutrition and Dietetics, adscribirse a una dieta vegetariana o vegana trae consigo la pérdida de más de 7 libras de peso, gracias a la ingesta mayor de verduras y granos enteros.

Intestino limpio

Según la experta en nutrición Susan Tucker, una persona vegetariana consume más fibra, antioxidantes y fitonutrientes que ayudan a mantener limpio su sistema digestivo, a diferencia de una persona que consume carne y, con ella, antibióticos, hormonas y conservadores que provocan cierto nivel de intoxicación en el organismo.

En contraste, el aumento repentino del consumo de fibra a través de granos enteros, verduras y leguminosas, puede provocar un incremento de gases en el intestino y de la sensación de hinchazón. Para evitarlo, es importante consumir una buena cantidad de agua que facilite la digestión de la fibra.

Piel brillante

El aspecto general de la piel suele reflejar lo que internamente ocurre en el cuerpo. Es por ello que problemas de la dermis como la rosácea, el eczema o el acné mejoran cuando se abandona la carne. Los minerales, antioxidantes y la fibra que se consumen en buena cantidad en una dieta basada en frutas y verduras hacen que la piel luzca más saludable.