¿Es posible asegurar un auto con un título salvage?

El problema radica en el valor del auto, el cual una compañía de seguros se rehusará a pagar
¿Es posible asegurar un auto con un título salvage?
Considera este obstáculo antes de comprar un auto "salvage"
Foto: shutterstock

Comprar un auto salvage (rescatado o salvado) tiene sus ventajas y desventajas. Es por eso que es importante entender el proceso de adquisición, reparación y todas las restricciones que uno puede encontrar al tratar de volverlo a registrar con el Departamento de Motores y Vehículos (DMV), u cualquier otra agencia que regule los autos en un estado.

Los autos salvage son aquellos que estuvieron involucrados en un accidente que dañó severamente su estructura y los volvió un medio de transporte peligroso o no apto para ser conducido en carretera. Sin embargo, estos pueden ser reparados y puestos de vuelta en las calles una vez que pasen por una serie de revisiones con el DMV correspondiente.

Después de comprar uno de estos vehículos, es necesario seguir los pasos necesarios para que el Departamento lo declare como auto rebuilt (reconstruido), un estatus que permite que el auto sea conducido de nuevo por las calles y que incluso sea emplacado. Los pasos a seguir son por lo tanto los siguientes: comprar el auto salvage, repararlo para que pase la inspección mecánica, asegurarlo y registrarlo con el DMV para que éste cambie de estatus salvage a estatus rebuilt.

Sin embargo, asegurar un auto salvage puede ser el obstáculo más difícil que tengas que realizar, pues muchas compañías de autos se rehusarán a cubrir un vehículo salvage. ¿Por qué?

El valor de un auto salvage se deprecia inmediatamente después de haber sido declarado como pérdida total, cuando sufrieron el accidente o desastre natural que lo puso bajo esa categoría en primera estancia. Es decir, ya no valen lo mismo y ésto pone a las compañías de seguro en una posición difícil ya que ellos no quieren asignar una cobertura a un auto cuyo valor es dudoso.

Aunque algunas compañía si cederán a cubrir un auto, estas definitivamente no podrán ofrecer más que la cobertura sencilla o la que pide la ley, ya que una cobertura más alta los obligaría a pagar el valor original del auto, el cual se perdió cuando éste fue declarado como salvage.

Cabe mencionar que algunas compañías de seguro no proveen cobertura a autos con títulos salvage, pero sí con título rebuilt. Por lo que necesitarías procesar el título primero antes de poder registrar el auto con el DMV, aunque las restricciones y regularizaciones varían dependiendo del estado en donde te encuentres.

Lo que sí debes tener en claro al momento de comprar un auto salvage es que sin importar su marca, modelo o año, su estatus como rescatado o salvado ya depreció su valor y ningún seguro de auto te podrá pagar un valor parecido al que se estipula en el mercado, al contrario, probablemente te ofrezcan muy poco dinero en caso de sufrir otro accidente de colisión o vandalismo.