McDonalds y AARP se unen para encontrar a trabajadores para el verano

Los mayores de 55 años conforman la fuerza laboral que más crece
McDonalds y AARP se unen para encontrar a trabajadores para el verano
Cinco generaciones trabajan en la cadena de restaurantes./Archivo
Foto: La Nación / (Archivo)

Trabajar en un restaurante de comida rápida ha sido la puerta de entrada de muchos jóvenes al mercado laboral. Las cosas han cambiado y tras el mostrador cada vez habrá más personas que peinan canas.

Actualmente cerca del 11% de las personas que trabajan en los restaurantes que tiene McDonald´s en propiedad son mayores de 50 años y esta demografía puede crecer pronto. La empresa ha anunciado esta semana que ha llegado a un acuerdo con AARP y AARP Foundation, la organización que vela por los intereses de los mayores del país, para contratar personal para sus tiendas y las de sus franquicias.

La cadena planea contratar unas 250,000 personas en los meses de verano. Los programas pilotos, con ofertas de trabajo en los tablones de anuncios de AARP y búsqueda de trabajos a través del programa de empleo de esta organización, se va a empezar con caracter experimental en Florida, Illinois, Indiana, Missouri y Carolina del Norte antes de llegar al resto del país a finales de verano.

La responsable de personal de la empresa, Melissa Kersey explicaba en un comunicado que por primera vez “cinco generaciones están trabajando juntas” en la empresa. “Junto con nuestros franquiciados tenemos la responsabilidad de dar a vada generación la oportunidad, flexibilidad y recursos para el momento en el que estén en sus carreras”.

En este mismo comunicado se alude al hecho de que los mayores son una fuerza laboral creciente e infrautilizada.

Y así es. La Oficina de Estadísticas Laborales ha señalado a la generación de 55 años y más son el segmento de población que más crece. Se espera que en apenas cinco años sean casi el 25% de la población. McDonald´s señala que esto ocurre por la tendencia a una mayor longevidad y la tirantez del mercado laboral debido a la mayor oferta que demanda de empleo.

Adicionalmente, muchos de las personas mayores que se están jubilando ahora están poco preparadas económicamente para hacerlo. Los gastos en salud y los escasos ahorros apenas pueden ser compensados por el cheque del seguro social para muchos baby boomers que empiezan a retirarse.