El Día de Recordación no pudo pasar sin el ingrediente político

En la ceremonia en el museo Museo Intrepid, el alcalde De Blasio recordó el legado de John McCain

NUEVA YORK.– El alcalde Bill de Blasio presidió la tradicional ceremonia del Día de Recordación en el Museo Intrepid, acto en el que hizo una apología sobre la importancia de honrar a los veteranos que combatieron en defensa de la libertad.

El alcalde estuvo a tiempo en la ciudad luego de regresar luego de un viaje de campaña a través de varios estados del Oeste del país para reforzar su candidatura a la presidencia.

De Blasio en su discurso solemne, recordó al fallecido senador John McCain, el héroe de guerra republicano que fue vapuleado por el presidente Trump.

Entre los presentes en la ceremonia estaba el teniente Jack McCain, hijo del también ex candidato presidencial. De Blasio dijo que el pensamiento de John McCain estaba presente en ese momento y que los neoyorquinos lo recuerdan con sumo aprecio por lo que hizo por el país.

“Quiero agradecerle, teniente McCain, por lo que hace por nuestra nación. Teniente, debo decir que también extrañamos mucho a su padre. Extrañamos su voz de conciencia”, enfatizó al alcalde.

Durante la ceremonia también se hicieron ofrendas florales para honrar a los que lucharon durante las diferentes guerras y los soldados de Estados Unidos que están desplazados en el mundo. Uno de los momentos más emotivos de esta jornada, también conocida como el Día de los Caídos, fue cuando una escuadra de aviones de la armada, hizo un vuelo rasante sobre el área.

El almirante de la Marina, Bill Moran, nativo de Nueva York, habló sobre la importancia de honrar a los soldados que murieron en los campos de batalla.

“Hoy es una ocasión solemne, ya que hacemos una pausa para recordar a quienes hicieron el sacrificio final, a quienes, como dijo el presidente Lincoln en Gettysburg,” dieron su última medida de devoción”.

La ceremonia también marcó el final de la Semana Naval. Este es el año, en que se marcó el aniversario 31 desde que se instauró esta ceremonia por el Día de Recordación, se desplegó una bandera estadounidense de 100 pies Este año, entre los veteranos que asistieron, estuvo Benjamin Stabile, veterano de la Segunda Guerra Mundial de 95 años.

Mientras tanto, las excelentes temperaturas sirvieron de marco apropiado para que las familias del área triestatal celebraran a su modo este día feriado. Muchos parques estuvieron colmados de asadores, lo mismo que las playas de bañistas.