ICE podría perder 74 acuerdos con policías locales para detener a inmigrantes

"La Migra" reconoce que se encuentra negociando la duración de los acuerdos
ICE podría perder 74 acuerdos con policías locales para detener a inmigrantes
ICE busca aumentar la cooperación de policías locales en sus operativos.
Foto: ICE

El Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) dejará de contar con la ayuda de 74 condados para detener a inmigrantes a partir del 30 de junio de este año, según un análisis del programa 287(g) realizado por este diario.

La mayoría de los memorandos firmados entre el ICE y las policías locales (74 de 90) expiran a final de este mes, pero hay 16 de los que no se tiene constancia, ya que la información no fue publicada en la web de la agencia.

El ICE, según explica en su página web, trata de mejorar la seguridad de la comunidad a través de acuerdos con estados y policías locales para identificar y expulsar a inmigrantes indocumentados de los Estados Unidos, principalmente aquellos que cometieron algún delito.

El departamento y la autoridad local firman un memorando de entendimiento (MOA, en inglés) que define el alcance, la duración y las limitaciones que tiene cada condado, además de especificar las condiciones de supervisión del ICE y el funcionamiento que deben llevar en cada condado.

En su reporte, la agencia dirigida Mark Morgan integra los dos modelos de colaboración, siendo el más importante –por su alcance– 287(g) o “Jail Enforcement Model” (“Modelo de Aplicación de la Ley en Cárcel”) y el recién anunciado Oficial de Servicio de Orden Judicial (Warrant Service Officer-WSO).

En el primer modelo, el condado firma el acuerdo con el ICE y los agentes de la oficina del alguacil o la policía local deberían cumplir con lo acordado, que consiste en retener a inmigrantes indocumentados que soliciten los agentes federales. Del reporte se desprende que el 80 de los 90 acuerdos son bajo este programa.

El segundo modelo —dado a conocer el 6 de mayo— permite a las policías locales no tener que invertir fondos o reorientar recursos humanos. Es decir, las autoridades de cada condado sólo tienen que firmar el acuerdo con la agencia federal y definir a los oficiales a capacitar y a quienes el Gobierno federal pagará transporte y viáticos. Este modelo conforma 10 de los 90 acuerdos con “La Migra”.

Consultada sobre su estrategia para mantener ayuda de autoridades locales contra inmigrantes indocumentados, la agencia reconoce que se encuentra negociando la duración de los acuerdos, pero descartó dar detalles sobre el proceso y estatus de cada uno de los 74 MOA por expirar.

“ICE no especulará sobre las decisiones de 287(g) en las jurisdicciones asociadas”, apuntó el vocero Matthew Bourke. “Como indica el MOA, las negociaciones con las jurisdicciones se están produciendo antes de que expire el período efectivo; como esas discusiones están en curso, sería inapropiado hacer comentarios”.

Texas es la entidad que sigue liderando el número de acuerdos de colaboración con 25 condados integrados, aunque Florida tiene 15, de los cuales 10 corresponden al nuevo modelo.

A pesar de no estar integrados en su informe oficial, según autoridades de Florida, al menos 37 condados de esa entidad se han sumado al WSO, tal y como explica el alguacil del condado de Polk, Grady Judd.

“Me dijeron que 37 estaban de acuerdo, pero que tal vez aún no habían completado el papeleo”, dijo Judd al Orlando Weekly.

Lejos de Texasy Florida se encuentra Georgia con 6 acuerdos; seguida por Massachusetts, Arizona, Carolina del Norte y Carolina del Sur con cuatro cada uno; Arkansas, Louisiana, Maryland, Nevada, Nueva Jersey y Oklahoma reportan 3 condados cada uno; Tennesse y Virginia con 2; Alabama, Colorado, Nebraska, Ohio, Wisconsin y Nueva York con uno.

Últimas detenciones

La agencia presume que este programa le ayuda a detener a inmigrantes que han cometido algún delito y ponerlos en proceso de deportación, como fue el caso de un ciudadano jamaicano fue detenido por asalto e intento de asesinato y fue detenido por conducir sin licencia en Carolina del Norte.

Otro caso en Georgia fue el de un mexicano acusado de conducta sexual delictiva con una menor de entre 11 y 14 años. El individuo ya había sido expulsado anteriormente.