Acusan de serios delitos al cocinero latino que planeaba un tiroteo masivo en hotel de Long Beach

Rodolfo Montoya planeaba matar tiros a huéspedes y colegas en el hotel Marriot de Long Beach
Acusan de serios delitos al cocinero latino que planeaba un tiroteo masivo en hotel de Long Beach
El arsenal ocupado en la vivienda de Rodolfo Montoya.
Foto: Dpto. de Policía de Long Beach

El jueves se presentaron las acusaciones por delitos graves contra un hombre que supuestamente amenazó con llevar a cabo un tiroteo masivo en el Long Beach Marriott, donde trabajaba como chef.

Rodolfo Montoya, de 37 años, se declaró inocente de dos cargos de amenazas criminales y uno de disuadir a un testigo por la fuerza o amenaza, y de posesión de un arma de asalto: un rifle Colt AR-15.

Montoya, a quien se le ordenó ser retenido en lugar de una fianza de $500,000 dólares mientras espera su próxima comparecencia ante el tribunal el 30 de agosto, podría enfrentar más de cinco años en una prisión estatal si es declarado culpable, según la Oficina del Fiscal de Distrito.

Montoya fue arrestado el martes en su casa de Huntington Beach, donde la policía encontró equipo táctico, una variedad de armas y cientos de rondas de municiones, según el jefe de policía, quien alegó que el sospechoso estaba “molesto por alguna actividad reciente en el lugar de trabajo. con RRHH (recursos humanos) “.

Según los informes, la policía supuestamente detalló un complot donde Montoya dispararía a compañeros de trabajo e invitados que ingresaran al hotel. También describió las armas que usaría para llevar a cabo el plan.

Sin embargo, sus esfuerzos fueron descarrilados cuando su compañero de trabajo denunció las amenazas.

El empleado le dijo al gerente general del hotel, Imran Ahmed, quien llamó a la policía.

Ahmed calificó la situación de “aterradora” y dijo que quería “agradecer a mi asociado que se presentó y nos informó a nosotros y a nuestro equipo de liderazgo que tomaron las medidas adecuadas que se requerían”.

El tiroteo masivo frustrado marca al menos la séptima instancia de un posible ataque masivo evitado desde que hombres armados en El Paso, Texas y Dayton, Ohio, llevaron a cabo disparos que dejaron un total de 31 personas muertas en un fin de semana.

No se sabe cómo Montoya obtuvo una gama tan amplia de armas y municiones. Con exenciones limitadas, las armas de asalto y las balas de alta capacidad son ilegales en California.